Cultura Orgánica
21 de diciembre del 2014
México
1 2 3 4 5
La producción orgánica para la agricultura familiar campesina
La agricultura familiar campesina, juega un papel esencial tanto en la producción de alimentos com...
Crean Consejo Regional de Productos Orgánicos (Corepo)
Una buena noticia para los cerca de cinco mil 500 productores orgánicos de nuestra región. El Co...
Prueban productores agricultura orgánica en Sinaloa
Desde hace dos años en Sinaloa se ha iniciado con la práctica de la agricultura orgánica, la cual...
Chiapas, primero en producción orgánica
Después de tener un crecimiento constante en los últimos 15 años (1999-2014), la Secretaría de A...
Comercializan indígenas de Ayutla productos orgánicos
Comercializan indígenas de Ayutla productos orgánicos
Con el apoyo de SEDESOL federal, indígenas de Ayutla y de Acatepec lograron comercializar productos orgánicos con una importante empresa de supermercados, el apoyo se dio dentro del programa de opciones productivas de esta dependencia federal. En días pasados el delegado federal de la SEDESOL, el ingeniero Luz Antonio González Justo, acompañado del presidente municipal de Ayutla, Homero Lorenzo Ríos y de la coordinadora general del proyecto “Transformaci...
La producción orgánica para la agricultura familiar campesina
La agricultura familiar campesina, juega un papel esencial tanto en la producción de alimentos com...
Crean Consejo Regional de Productos Orgánicos (Corepo)
Una buena noticia para los cerca de cinco mil 500 productores orgánicos de nuestra región. El Co...
Prueban productores agricultura orgánica en Sinaloa
Desde hace dos años en Sinaloa se ha iniciado con la práctica de la agricultura orgánica, la cual...
Comercializan indígenas de Ayutla productos orgánicos
Con el apoyo de SEDESOL federal, indígenas de Ayutla y de Acatepec lograron comercializar productos...
Chiapas, primero en producción orgánica
Chiapas, primero en producción orgánica
Después de tener un crecimiento constante en los últimos 15 años (1999-2014), la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) confirmó que Chiapas se ha colocado en el primer lugar en producción de alimentos orgánicos en México. Actualmente esta producción representa ingresos anuales de 400 millones de dólares, siendo el café, miel, cacao, aguacate, mango, piña y plátano los más cotizados en el mercado. ...
La producción orgánica para la agricultura familiar campesina
La agricultura familiar campesina, juega un papel esencial tanto en la producción de alimentos com...
Prueban productores agricultura orgánica en Sinaloa
Desde hace dos años en Sinaloa se ha iniciado con la práctica de la agricultura orgánica, la cual...
Chiapas, primero en producción orgánica
Después de tener un crecimiento constante en los últimos 15 años (1999-2014), la Secretaría de A...
Comercializan indígenas de Ayutla productos orgánicos
Con el apoyo de SEDESOL federal, indígenas de Ayutla y de Acatepec lograron comercializar productos...
Crean Consejo Regional de Productos Orgánicos (Corepo)
Crean Consejo Regional de Productos Orgánicos (Corepo)
Una buena noticia para los cerca de cinco mil 500 productores orgánicos de nuestra región. El Consejo Regional aprobó por unanimidad el proyecto de ordenanza que crea el Consejo Regional de Productos Orgánicos en la Región Piura-Corepo Piura, cuya finalidad es fortalecer la producción orgánica de la región, y ser el enlace para la elaboración conjunta del Plan Nacional Concertado para la promoción y fomento de la producción orgánica o ecológica. En...
La producción orgánica para la agricultura familiar campesina
La agricultura familiar campesina, juega un papel esencial tanto en la producción de alimentos com...
Crean Consejo Regional de Productos Orgánicos (Corepo)
Una buena noticia para los cerca de cinco mil 500 productores orgánicos de nuestra región. El Co...
Chiapas, primero en producción orgánica
Después de tener un crecimiento constante en los últimos 15 años (1999-2014), la Secretaría de A...
Comercializan indígenas de Ayutla productos orgánicos
Con el apoyo de SEDESOL federal, indígenas de Ayutla y de Acatepec lograron comercializar productos...
Prueban productores agricultura orgánica en Sinaloa
Prueban productores agricultura orgánica en Sinaloa
Desde hace dos años en Sinaloa se ha iniciado con la práctica de la agricultura orgánica, la cual, según estudios, resulta más amigable con el medio ambiente y con la salud del consumidor. La textura de los productos es distinta. Su sabor es diferente y están sembrados en el mismo suelo, en las mismas hectáreas. Es la diferencia entre la producción de la agricultura orgánica con la tradicional. Lo distinto entre usar agroquímicos con amoniaco o la plant...
Crean Consejo Regional de Productos Orgánicos (Corepo)
Una buena noticia para los cerca de cinco mil 500 productores orgánicos de nuestra región. El Co...
Prueban productores agricultura orgánica en Sinaloa
Desde hace dos años en Sinaloa se ha iniciado con la práctica de la agricultura orgánica, la cual...
Chiapas, primero en producción orgánica
Después de tener un crecimiento constante en los últimos 15 años (1999-2014), la Secretaría de A...
Comercializan indígenas de Ayutla productos orgánicos
Con el apoyo de SEDESOL federal, indígenas de Ayutla y de Acatepec lograron comercializar productos...
La producción orgánica para la agricultura familiar campesina
La producción orgánica para la agricultura familiar campesina
La agricultura familiar campesina, juega un papel esencial tanto en la producción de alimentos como en el mantenimiento de las economías rurales y en la custodia de la biodiversidad. Por diversas razones que escapan a su control, muchas de estas familias productoras, viven en condiciones de pobreza, se encuentran en desventaja y no tienen suficiente acceso a recursos y apoyo. Agricultura familiar: Datos y cifras • La agricultura familiar campesina es la p...

Recientes

La producción orgánica para la agricultura familiar campesina

La agricultura familiar campesina, juega un papel esencial tanto en la producción de alimentos como en el mantenimiento de las economías rurales y en la custodia de la biodiversidad. Por diversas razones que escapan a su control, muchas de estas familias productoras, viven en condiciones de pobreza, se encuentran en desventaja y no tienen suficiente acceso a recursos y apoyo. Agricultura familiar: Datos y cifras • La agricultura familiar campesina es la principal forma de agricultura en todo el mundo. • La agricultura familiar comprende a 2.000 millones de personas, casi un tercio de la humanidad. • 1.500 millones de campesinas y campesinos trabajan en 404 millones de fincas pequeñas, con menos de 2 hectáreas. • Los hombres y mujeres dedicados a la agricultura familiar producen alrededor del 70% de • los alimentos del mundo. • Las fincas familiares generan el 40-60% de los ingresos rurales de los países en desarrollo. La agricultura orgánica o ecológica, así como otros modelos agroecológicos, ofrecen soluciones a muchos de los desafíos que enfrentan las familias campesinas. En todo el mundo, millones de productores ecológicos ponen en práctica estas soluciones, demostrando que son viables y efectivas. Año Internacional de la Agricultura Familiar (AIAF) 2014 El objetivo fundamental del AIAF es obtener el reconocimiento de la contribución de la agricultura familiar y de la agricultura a pequeña escala en la erradicación del hambre y la reducción de la pobreza rural; así como al logro de la seguridad alimentaria mediante la producción desarrollo sostenible de las áreas rurales. IFOAM hace un llamado para la formulación de mejores políticas nacionales e internacionales para la promoción de sistemas y negocios campesinos orgánicos sostenibles y a una intensificación de las inversiones en infraestructura, investigación y asistencia técnica específica para la agricultura familiar con base agroecológica. Por lo tanto, IFOAM, insta a las autoridades locales, regionales y nacionales, así como a las agencias de cooperación y a las organizaciones multilaterales, para que aceleren sus esfuerzos de promoción en la agricultura orgánica como el sistema más adecuado para empoderar a las comunidades rurales y apoyarlas en el proceso de hacerse más resilientes, productivas y rentables. Se necesita un sistema agrícola adaptado a las familias campesinas. Un sistema basado en la ciencia agroecológica, que funcione con insumos locales y cadenas de comercialización transparentes. Retos Las soluciones costosas y de corto plazo, propuestas por la agricultura convencional, pueden empeorar los problemas sociales y económicos de las familias campesinas. Los productores son inducidos a comprar insumos caros que les obliga a endeudarse. Además de las implicaciones financieras, estos insumos contaminan el ambiente, destruyen la biodiversidad y degradan la calidad nutricional de los alimentos. La vía orgánica para el futuro de la agricultura familiar campesina. La agricultura orgánica o ecológica, que se basa en la disciplina científica de la agroecología, es la forma más adecuada para lograr la intensificación ecológica, agronómica y socioeconómica de la agricultura familiar campesina. También proporciona alimentos sanos y nutritivos para las comunidades rurales y los habitantes de la ciudad. Los productores orgánicos garantizan la supervivencia de las tradiciones y facilitan el éxito en el mercado mediante el intercambio de experiencias y el desarrollo de nuevos métodos de cultivo. Asimismo, los pequeños productores orgánicos fortalecen las estructuras sociales, desarrollan redes innovadoras y promueven el espíritu empresarial. El impacto de esos efectos beneficiosos produce más oportunidades de empleo, una cadena de valor local más fuerte y un mayor desarrollo rural. CO Contacto: IFOAM Head Office Charles-de-Gaulle-Str. 5 53113 Bonn, Alemania c.grandi@ifoam.org www.ifoam.org

Leer nota completa

Crean Consejo Regional de Productos Orgánicos (Corepo)

Una buena noticia para los cerca de cinco mil 500 productores orgánicos de nuestra región. El Consejo Regional aprobó por unanimidad el proyecto de ordenanza que crea el Consejo Regional de Productos Orgánicos en la Región Piura-Corepo Piura, cuya finalidad es fortalecer la producción orgánica de la región, y ser el enlace para la elaboración conjunta del Plan Nacional Concertado para la promoción y fomento de la producción orgánica o ecológica. En Piura, el 60% de la producción orgánica se exporta. Los productos potenciales en el mercado orgánico son café, banano, cacao, que se comercializan principalmente en Estados Unidos, Alemania, Bélgica, Inglaterra e Italia. Se informó que en la región Piura existen 39 mil 423 hectáreas con cultivos orgánicos, lo que le ha permitido ocupar el primer lugar en áreas calificadas, y el segundo, en número de productores. El proyecto fue sustentando por la Dirección Regional de Agricultura quien señaló que la creación del Corepo, está normado en la ley Nº 29196; Ley de Promoción de la Producción Orgánica o Ecológica y su reglamento. Según la norma, leída por el consejero Tomas Fiestas, miembro de la Comisión de Promoción de Inversiones, el Corepo también actuará en el ámbito regional como instancia asesora y consultiva en materia de producción orgánica o ecológica, y elaborar anualmente el plan operativo institucional de la producción orgánica o ecológica, en el marco de los lineamientos y estrategias del plan nacional concertado para la promoción y fomento de la producción orgánica o ecológica. Estará conformado por un representante de los productores orgánicos-ecológicos, un representante de las empresas de transformación de productos orgánicos, un representante de las empresas comercializadoras de productos orgánicos, un representante de la Dirección Regional de Agricultura, un representante de la Dirección Regional de Salud, un representante de la Dirección Regional de Educación, un representante de los gobiernos locales, un representante de las universidades, un representante de las organizaciones sin fines de lucro, y un representante de las comunidades campesinas. La presidencia del Consejo Regional de Productos Orgánicos recaerá en uno de los representantes del sector privado; y su secretaría técnica estará a cargo de la Dirección Regional de Agricultura, quien además elaborará el reglamento interno en un plazo de 60 días después de la publicación de la ordenanza. CO

Leer nota completa

Prueban productores agricultura orgánica en Sinaloa

Desde hace dos años en Sinaloa se ha iniciado con la práctica de la agricultura orgánica, la cual, según estudios, resulta más amigable con el medio ambiente y con la salud del consumidor. La textura de los productos es distinta. Su sabor es diferente y están sembrados en el mismo suelo, en las mismas hectáreas. Es la diferencia entre la producción de la agricultura orgánica con la tradicional. Lo distinto entre usar agroquímicos con amoniaco o la planta llamada Ning para “espantar” plagas. Y utilizar la composta elaborada a base de lombrices, cuya actividad es la lombricultura. La opción de la agricultura orgánica ya está siendo aplicada en campos agrícolas de Sinaloa, en zona sur, centro y norte. Martha Reines Álvarez es una doctora especializada en la agricultura orgánica por la Universidad de La Habana. Tiene más de 20 años de experiencia. Hace dos años llegó a Sinaloa invitada por la CNC a impartir cursos y conferencias. Pero se ha metido de lleno a las parcelas a inculcar lo orgánico. “Estamos sentando las bases para aplicar lo orgánico en la agricultura, hemos fertilizado cosechas de maíz, sorgo y frijol mediante la lombricultura”, explico en conferencia de prensa. “Todo cambio es complicado, es como si a estas tierras le das algo frágil, hierbas y le quitas la carne, el suelo se va a resentir, así poco a poco hemos avanzado lo orgánico”. La especialista menciona que la agricultura orgánica se empezó a practicar en Cuba desde 1974. Y además, señaló, pese a que hay resistencias, la Organización de las Naciones Unidas y la UNESCO declararon viable la agricultura orgánica en vez de la tradicional. “En Cuba que es una pequeña isla se practica lo orgánico y créanme que los productos saben distinto, sin fertilizante, saben natural”. Reines Alvarez advirtió que el exceso de químicos en los campos han provocado cáncer en pulmón, esto según estudios. Germán Escobar Manjarrez, líder estatal de la Central Nacional Campesina, afirma que la agricultura orgánica ya se aplica en hectáreas demostrativas. Por ejemplo, citó, serán cerca de 20 mil hectáreas de temporal las que se les aplicará 70 litros de fórmula elaborada con Ning. “Estamos aplicando este sistema de la agricultura orgánica en Sinaloa, vemos viabilidad en los productos, ya en Jalisco hay hectáreas con agricultura orgánica”, subrayó. Escobar Manjarrez subrayó que gracias al embargo comercial que tiene Estados Unidos sobre Cuba es que sus productos orgánicos todavía no llegan a la Unión Americana. “Es un hecho que por la cercanía de Cuba con Estados Unidos y esta opción de productos, los horticultores Sinaloenses ya habrían sufrido pérdidas”, indicó. CO

Leer nota completa

Más leídos

Efecto de la fertilización orgánica en el cultivo de la cebolla

En suelos Franco arcillosos, clasificados como Haplocambids, en el municipio Federación, del estado Falcon, se evaluaron sobre el cultivo de cebolla cv. Texas Grano 438, 5 fuentes alternativas de fertilizantes orgánicos a razón de 30 t ha-1 de: bagazo de caña (bc), pulpa de café (pc), estiércolcaprino (ec), estiércol bovino (eb), gallinaza (g), conjuntamente con la fertilización química; que consistió en 160 kg ha-1 de nitrato de amonio, 120 kg ha-1 de fosfopoder y 230 kg ha-1 de K(NO3)2. Se usó un diseño experimental en bloques al azar, con 6 tratamientos y 3 epeticiones. Cada tratamiento constó de 6 surcos, separados 0,60 cm por 1,50 m de largo. A los 86 d, se midieron las variables: altura de plantas (ap), número de hojas, (nh), número y peso promedio de bulbos (pb) y diámetro de bulbo (db); y a los 116 d, la productividad, a través del número de plantas, producción, peso promedio del bulbo y rendimiento (r). El ec promovió mayor ap y el mayor grosor del bulbo, así como el mayor nh, encontrándose diferencias significativas (P£0,05); el mayor r se alcanzó con la aplicación de bc (30,08 t ha-1), seguido por el eb y la pc, con 29,26 y 28,38 kg ha-1, respectivamente. En cuanto a las variables de productividad no se encontró diferencias estadísticas para ninguna de las variables. En todos los casos el menor promedio correspondió al testigo, por lo que se recomienda continuar los ensayos incluyendo el análisis de las propiedades químicas del suelo El volumen de producción mundial de la cebolla, Allium cepa L., alcanza los 28 millones de toneladas anuales, en 2,5 millones de ha; en América del Sur destaca la producción de Brazil con 70.000 ha, Argentina con 16.000 ha, Colombia con 11,000 ha y Chile con 9 000 ha (Pathak, 1994; FAO, 1993), en Venezuela es la hortaliza que ocupa el segundo lugar en área sembrada con 9 880 ha para el 2003 (FEDEAGRO, 2005). En general, la producción del rubro en los países desarrollados se realiza con alta tecnología, referido a los sistemas de riego por goteo y materiales genéticos utilizados; sin embargo, en los trópicos se requiere de mucha investigación referida a: conservación y evaluación de recursos genéticos, cruzamientos para los requerimientos en los trópicos, tecnologías de producción de semillas, estudios agronómicos (Viloria et al., 2003), estudios de plagas y enfermedades en relación al clima, el acondicionamiento fisiológico de la semilla (Caseiro y Filho, 2005) sobre la respuesta ambiental de diferentes tipos de cebollas de días cortos, vernalización (Reghin et al., 2005), efectos de la temperatura, cosecha y poscosecha (Currah y Proctor, 1994; Pathak, 1994). La agricultura de los últimos años en Venezuela se ha caracterizado por la introducción de factores de producción diversos, ajenos a los agroecosistemas, es por eso que se encuentra una alta incorporación de fertilizantes químicos, herbicidas, insecticidas, con el consecuente incremento de los costos de producción; de allí que exista la necesidad de hacer más eficiente el uso de estos insumos para obtener mayor rentabilidad de los cultivos. De manera general, la producción agrícola se realiza de forma intensiva, con grandes aplicaciones de agroquímicos lo cual pone en riesgo la salud del productor, de la familia, que en muchos casos vive dentro de la unidad de producción y colabora con las labores de campo, así como también del consumidor. La sociedad cada vez está más interesada en reducir el daño al ambiente causado por las actividades agrícolas, sobre todo con respecto a riesgos de salud que son el resultado del uso desmedido de agroquímicos. La agricultura convencional empezó a ser cuestionada, y en el campo agrícola se están produciendo cambios, que reviertan el deterioro y los efectos dañinos de los pesticidas en general (Van Bruggen, 1995 citado por Bettiol et al., 2004). Velasco et al. (2001) resalta la importancia de implementar técnicas de producción agrícola enfocadas al uso eficiente de los recursos que tiende hacia una agricultura sostenible. En este sentido, la aplicación de abonos orgánicos, son alternativas que pueden emplearse en la producción agrícola. Se han desarrollado muchos sistemas de producción alternativos, estableciéndose y entre ellos, la agricultura orgánica, la certificación en muchos países. La agricultura orgánica es caracterizada por la ausencia de fertilizantes sintéticos y pesticidas, además de la utilización frecuente de fuentes de materia orgánica para mantener la fertilidad de la tierra (Van Bruggen, 1995 citado por Bettiol et al., 2004). Es reconocida la importancia y la necesidad de la agricultura orgánica en hortalizas de hojas, en las cuales se demostró la compensación de las pérdidas de nutrimentos ocurridas durante su cultivo (Kimoto, 1993); en repollo (Silva, 1984), así como también en alfalfa (Vigidal, 1997), se han demostrado incrementos de la producción cuando estas fueron fertilizadas apenas con estiércol bovino. En tal sentido el objetivo de este trabajo fue evaluar la aplicación de 5 fuentes orgánicas sobre el crecimiento y los componentes del rendimiento de cebolla, cultivar Texas Grano 438. El estudio se realizó en el municipio Federación el cual se encuentra en el centro sur del estado Falcón. La capital es Churuguara, ubicada a 936 m.s.n.m. Comprende un conjunto de sabanas colinosas en las zonas más altas (unidad agro ecológica 2D1), clasificada como bosque seco premontano (Ewel et al., 1976). Se presentan suelos Franco-arcillosos, clasificados como Haplocambids. Mientras que las áreas más bajas, son característicos de climas semiáridos, con vegetación xerófita; caracterizada por 9 meses secos, y 3 meses húmedos, con temperatura anual mínima 28,5 °C, máxima 32,5 °C; y la precipitación promedio anual entre 550 mm y 1.100 mm. La ubicación geográfica es de 10°20’5” latitud norte y 69°31’33” longitud oeste. MATERIAL GENÉTICO USADO El material genético usado en la siembra fue la variedad Texas Grano 438, que es un material de días cortos, de ciclo tardío, 110-120 días después del transplante (DDT). De bulbos redondos y amarillos, el cual ha mostrado una buena adaptación climática, sobre todo en transplantes de comienzo de año. También es un material con resistencia a Fusarium y raíz rosada. MANEJO AGRONÓMICO El suelo se preparó con un pase de arado, 3 de rastra y se construyeron serpentines con surcos de 1,50 m de largo espaciados a 0,60 m la siembra fue manual transplantándose las plantas a una distancia de 10 cm y el riego por surcos cada 2 d. El análisis de suelo mostró una textura franco arcillosa, con niveles de P, muy bajos; K, medio; Ca, alto; M.O., medio y C.E. baja. Se usó una fertilización básica de 160 kg ha-1 de nitrato de amonio, 120 kg ha-1 de fosfopoder y 230 kg ha-1 de K(NO3)2. El P se aplicó todo en presiembra, el N fraccionado 50 kg ha-1 a los 12 DDT; 50 kg ha-1 a los 30 DDT y 60 kg ha-1 a los 60 DDT, de igual manera el K se fraccionó en 60, 60 y 110 kg ha-1 a los 12, 30 y 60 DDT, respectivamente. TRATAMIENTOS Los tratamientos (5) consistieron en la aplicación de 30 000 kg ha-1 de cada una de las fuentes orgánicas (Cuadro 1), y un testigo, al cual no se le aplicó ninguna fertilización; la aplicación de las fuentes orgánicas se realizó 8 meses antes del transplante. El análisis de cada fuente señaló los siguientes valores de macro y micronutrimentos: VARIABLES EVALUADAS a) Altura de plantas (ap): se midió desde la zona de unión de la base de las hojas (cuello) hasta el ápice de la rama más larga a los 86 DDT, sobre 3 plantas tomadas al azar y marcadas previamente. Los resultados se expresaron en centímetros. b) Número de hojas (nh): se procedió a contar la cantidad de hojas emitidas por planta. Las evaluaciones se realizaron a los 86 DDT. c) Peso promedio de bulbos (pb): al momento de la cosecha (116 DDT) se contaron y pesaron los bulbos para obtener el peso total cosechado por tratamiento y el peso promedio de bulbos. Los resultados se expresaron en kilogramos y gramos. d) Diámetro de bulbo (db): fue medido, al momento de la cosecha, con un vernier el diámetro correspondiente a la parte del bulbo más ensanchada o la zona del ecuador; esta medición se hizo a los 116 d. Los resultados se expresaron en centímetros. e) Producción (p): se obtuvo pesando el número total de los bulbos cosechados por tratamiento. El resultado se expresó. f) Rendimiento(r): con el pb, el número de plantas por ha, el número de bulbos totales, se calcularon los r finales por tratamientos. Los resultados se expresaron en kg ha-1. De tal manera que, según la dosis aplicada, el aporte por hectárea de cada una de las fuentes orgánicas. DISEÑO ESTADISTICO Se usó un diseño experimental en bloques al azar, con 6 tratamientos y 3 repeticiones, resultando 18 unidades experimentales en total. Cada tratamiento constó de 6 surcos, separados 0,60 cm por 1,50 m de largo; sembrados en serpentín. Los resultados se analizaron por el programa estadístico InfoStat, realizando los ANAVAS correspondientes y aplicando la prueba de separación de medias de Duncan a las variables estadísticamente diferentes al valor de significancia de 5%. RESULTADOS Y DISCUSIÓN En el Cuadro 3 se muestra el efecto de los tratamientos sobre las variables de crecimiento y desarrollo, encontrándose diferencias significativas para estas variables. La mayor altura se registró con el ec, con 71,74 cm. De la misma manera, para la variable nh con este tratamiento se registró el mayor promedio de 8,07. En ambos casos el menor promedio se encontró en el testigo. Con relación al db, se encontraron diferencias significativas resultando los mayores promedios a los tratamientos eb y ec con valores que oscilaron entre 5,59 y 5,31 cm, respectivamente, el testigo resultó con el menor promedio (4,55 cm) seguido por la g, con 4,86 cm. Cuando se analizó el efecto individual de la fertilización orgánica vs., la fertilización mineral sobre las variables de crecimiento, se observa que se encontraron diferencia significativas para las variables nh y db (Cuadro 4). Con relación al nh y db, el mayor promedio se registró con el tratamiento orgánico 7,68, 5,33 cm, respectivamente; esto indica que existe un efecto aditivo positivo de las fuentes orgánicas sobre estas variables, ya que el efecto de la fertilización mineral esta bien documentado, sobre los componentes del rendimiento. El Cuadro 5 muestra el efecto de la aplicación de fertilizantes orgánicos sobre el número de plantas, peso pb (g), producción (kg) y rendimiento (kg ha-1). Aún cuando no se encontraron diferencias estadísticamente significativas, se observa que con el eb, se registró el mayor número de plantas a cosecha con 183,0 y el menor promedio con el tratamiento pc, con 169,0. Con relación al pb, el bc, mostró el mayor promedio con 128,31 g, seguido por el testigo y el eb con 117,96 y 117,02 g, respectivamente y el menor valor con la g (106,90). La mayor producción se registró en el tratamiento bc con 22 300,0 kg, seguido por el eb con 21,160,0 kg y el testigo con 20,480,0 kg; los demás tratamientos mostraron valores de 18,960,0; 18,620,0 y 18,520,0 kg (pc, ec y g, respectivamente). De la misma manera, el mayor pb así como de r se encontró con el bc (30,08 t ha-1), seguido por el eb y la pc, con 29,26 y 28,38 kg ha-1, respectivamente. La g mostró el menor valor con 26,72 kg ha-1. Figueroa et al. (2001) en un estudio de fertirrigación de cebolla con 12 tratamientos de N-P-K, observaron que aún cuando no hubo diferencias significativas, sino sólo en el peso de las hojas, los mejores rendimientos resultaron de los niveles más altos de N (120 kg ha-1) con el más bajo de fósforo (20 kg ha-1), independientemente de la cantidad de K. De la misma manera, en este ensayo tampoco se encontraron diferencias significativas en el r, pero, si en el db y en el nh y el mayor r se obtuvo con el bagazo de caña que fue la fuente que presentó mayor cantidad de N y menor de P. No se encontraron diferencias significativas de la fertilización orgánica, con relación a la productividad y el rendimiento, lo cual estuvo influenciado por el contenido inicial de materia orgánica del suelo y por lo corto del ciclo de producción de la cebolla, no hubo tiempo suficiente para que los minerales estuvieran totalmente disponibles, aún cuando las fuentes estaban bien descompuestas. En tal sentido, Barber et al. (1992), en un estudio para evaluar el efecto de los abonos orgánicos (estiércol bovino, caprino, gallinaza y compost) sobre las propiedades físicas y químicas del suelo sembrado con maíz, señalaron que los estiércoles se mineralizan en 70% a partir del primer año de aplicación y con efecto residual en el suelo hasta por 2 años y el resto se transforma en humus, que se incorpora al suelo y produce un efecto benéfico en la estructura del suelo durante el primer año. Por el contrario en hortalizas de hojas, específicamente cilantro, Oliveira et al. (2002) evaluando diferentes dosis de estiércol bovino con y sin fertilización mineral señalan que cuando se aplicó el fertilizante mineral conjuntamente con el orgánico fue mayor el rendimiento en masa verde que cuando no se aplicó la fertilización mineral. En este trabajo, el estiércol bovino, después del bagazo de caña fue el que registró mayor rendimiento, lo cual pudiera ser atribuidos al hecho de que cantidades adecuadas de estiércol de buena calidad son capaces de suplir las necesidades de las plantas de macronutrimentos, debido a los elevados tenores de N, P y K disponibles tal como lo señala Machado et al. (1983). La cebolla crece bien en suelos francos con pH entre 6 y 7,5 siendo muy exigente en fósforo (Benacchio, 1982). Se señala que el fosfato es crítico durante la etapa inicial de crecimiento y después de la emergencia de las primeras hojas verdaderas, como promotor de un adecuado desarrollo radical (Chandler, 1994). Como se dijo, en este estudio los niveles de P en el suelo eran bajos, pero las fuentes evaluadas contenían niveles altos para lo requerido por el cultivo, según lo presentado por Jones et al. (1991). Con relación al bagazo de caña, Uribe et al. (2004) aplicando compost a base de caña y pulpa de café así como también un biofertilizante en el cultivo de cebolla y zanahoria en Pueblo Rico, Colombia, para determinar el efecto sobre la población microbiana edáfica y su relación con el desarrollo del cultivo, al analizar la producción señalaron que la aplicación de compost de caña y café así como el biofertilizante al suelo, produjo un aumento estadísticamente significativo de la productividad de ambos cultivos y variaciones significativas en la abundancia y diversidad de los microorganismos, así como en la variación de las poblaciones de los grupos funcionales evaluados, especialmente en el grupo de los actinomicetos. Resultados similares mostraron Arjona et al. (2004) quienes evaluaron el efecto de aplicaciones de urea, melaza y aminoácidos al follaje y al suelo en dosis convencionales y en todas sus posibles combinaciones, sobre el crecimiento y el rendimiento del cultivo de la cebolla de bulbo en la Sabana de Bogotá, señalaron que ningún producto o combinación de productos presentó un mejor comportamiento agronómico que el testigo absoluto para las variables evaluadas. No obstante, señalaron que el uso de melaza, en dosis convencionales, puede incrementar los rendimientos, aunque no fue demostrado en su estudio, sugieren que podría ser objeto de estudios posteriores ya que aunque no hubo respuesta de ninguno de estos productos con respecto al testigo, pero si se observaron efectos individuales de los productos, en las distintas combinaciones. Con relación al estiércol bovino, se han señalado resultados similares así, Goncalves et al. (2004), evaluaron entre otras sustancias naturales, un biofertilizante anaeróbico (compuesto por 20 kg de estiércol bovino en 40 l de agua el cual se fermentó por 5 días adicionando luego otras fuentes de nutrimentos minerales) y otro aeróbico (igual al anterior, pero fermentándolo con 1,5 kg de azúcar) para el control de trips en cebolla y además determinaron productividad y peso fresco del bulbo, indicando que no hubo diferencias con relación al control en estas variables. Otras investigaciones señalan resultados similares en otras hortalizas, por ejemplo se ha observado que la aplicación de estiércol bovino, con una dosis mínima de fertilización mineral incrementó la ap de cilantro y el número de ramas fue mayor en ausencia de fertilización mineral en el orden de 3 ramas por cada kg de estiércol aplicado al suelo (Oliveira et al., 2002). De la misma manera, Kristaponyte (2005) en un estudio para establecer la productividad de la rotación de cultivos, el balance de nutrimentos y la variación agroquímica de las propiedades de un suelo estableció 5 tipos de rotación de cultivo e investigó los sistemas de fertilización mineral, orgánica y mineral-orgánica. Encontrando que la aplicación de 80 t ha-1 de estiércol de corral resultó, comparado con el sistema de fertilización mineral, en un incremento en el contenido de humus en la capa arable. En el sistema de fertilización orgánica-mineral la aplicación de 40, 60 y 80 t ha-1 de estiércol de corral y NPK mineral en la misma cantidad resultó en un incremento en el contenido de humus de 0,18; 0,24 y 0,21%, el contenido de fósforo en 41,0; 61,0 y 41,0 mg kg-1 y el contenido de potasio en 36,0; 46,0 y 54,0 mg kg-1, respectivamente, comparado con la fertilización mineral. CONCLUSIONES - La aplicación de estiércol caprino, mostró tener influencia sobre las variables de crecimiento, aún cuando no se encontró diferencias significativas en algunos de los casos. El eb y el bc promovieron los componentes del rendimiento, lo cual pudiera estar ligado al hecho de que cantidades adecuadas de estiércol de buena calidad, son capaces de suplir las necesidades de las plantas de macronutrimentos, debido a los elevados tenores de N, P y K disponibles. - Aún cuando no se encontraron diferencias estadísticamente significativas, se observa que con el eb, se registró el mayor número de plantas a cosecha, y el menor promedio con el tratamiento pc. Con relación al pb, el bc, mostró tener influencia sobre esta variable; el testigo, eb, pc y la g mostraron tener muy poco efecto sobre este componente del rendimiento. Cuando se midieron los efectos individuales, el tratamiento orgánico superó de manera significativa al efecto mineral, en las variables ap, nh y db. CO.

Leer nota completa

La Sociedad Mexicana de Producción Orgánica AC (Somexpro) y la Federación Internacional de Movimientos de Agricultura Orgánica (Ifoam)

Por: Cultura Orgánica Unen esfuerzos para impulsar el desarrollo del sector orgánico mexicano, así lo informó Homero Blas Bustamante presidente de SOMEXPRO, dijo que en el marco del Congreso Mundial Orgánico realizado los días 13 al 15 de octubre del presente año en Estambul Turquía, donde se reunió con directivos de IFOAM y concretando el compromiso con la firma de un convenio entre ambas instituciones. Homero Blas Bustamante informó que en una primera etapa IFOAM apoyará en una revisión de los lineamientos para la Operación Orgánica mexicana con la finalidad de analizar las perspectivas de reconocimiento internacional y también para que México ingrese al grupo de estándares de IFOAM, dijo también que SOMEXPRO es miembro pleno de IFOAM y en ese marco también hay una serie de compromisos para el impulso en general de la agricultura orgánica en México. Homero Blas enfatizó que México tiene un gran potencial y puede ser líder mundial en producción orgánica, por lo pronto –dijo- “nuestro país ocupa el tercer lugar mundial en número de productores orgánicos, después de India y Uganda”, adicionalmente el trabajo de coordinación entre SOMEXPRO y la SAGARPA ha resultado en el marco regulatorio completo en un 95%, sin embargo, el presidente de SOMEXPRO, explicó que entre los rubros en que hace falta definir jurídicamente es en el procedimiento nacional para la Certificación Participativa, pero que en ello se tiene ya un convenio entre SENASICA/SAGARPA y SOMEXPRO para que a más tardar en diciembre del presente año este rubro se tenga trabajado con los pequeños productores y consumidores organizados en México. Finalmente el también productor orgánico, Homero Blas, dijo que con IFOAM se colabora en el fortalecimiento de una Red Mundial de Productores Ecológicos en la cual México juega un papel importante por el número de productores en el país, pero también implica trabajo interno en México para fortalecer la participación de los pequeños productores en los procesos nacionales e internacionales, en este sentido –dijo- se reunirán nuevamente la Red Internacional de Productores en India en 2017 para evaluar avances en cada país. CO

Leer nota completa

Estudio de Mercado de Productos Orgánicos en Sudáfrica

El mercado sudafricano de productos orgánicos y sus oportunidades comerciales para productores argentinos. Este informe fue preparado para los exportadores argentinos de productos orgánicos con interés en el mercado sudafricano. Si bien durante la elaboración de este informe fueron tomados todos los recaudos para la inclusión de toda la información relevante y necesaria, los datos aquí presentados pueden estar incompletos debido a cambios en la legislación del país o la falta de información específica sobre aspectos legales para la exportación de productos orgánicos con origen argentino a Sudáfrica. De forma tal que, es altamente recomendable que los productores interesados en exportar a Sudáfrica verifiquen junto a sus socios/representantes comerciales en el país toda la información relevante antes de la realización del embarque de productos. La aprobación final para la entrada de cualquier producto a Sudáfrica está sujeta a la conformidad a sus reglas y regulaciones así como también según lo interpretado por sus agentes de aduana en el momento de entrada del producto. RESUMEN EJECUTIVO De acuerdo a la visión de los especialistas y las entidades certificadoras, se aprecia que el mercado de productos orgánicos posee buenas proyecciones para el futuro, pero hay que resaltar la existencia de limitaciones tales como la ausencia de estadísticas internacionales oficiales, y como tampoco hay un nomenclador arancelario que identifique a los productos que los distinga de los alimentos convencionales, se hace difícil realizar un análisis exhaustivo del mercado orgánico en su generalidad y específicamente en el caso del mercado sudafricano. Por lo tanto, ante la falta de información resulta complejo tanto analizar como evaluar el comportamiento del sector orgánico. Tampoco se los identifica como un apartado independiente ni como subapartado de otros productos en ningún nomenclador arancelario. Como consecuencia, hasta la fecha la evaluación para el sector orgánico continúa basándose, en la mayoría de los casos, en estimaciones sobre ventas al mercado interno o externo de productos orgánicos o recopilaciones hechas a partir de información proporcionada por empresas certificadoras, consultoras y puntos de venta como supermercados o tiendas especializadas. Hasta el momento sólo se cuenta con información o trabajos elaborados por el IFOAM, la OCDE y otras instituciones especializadas que han podido identificar y proveer ciertos datos útiles para los principales países exportadores y para el sector en general. Para poder acceder a los informes de las consultoras mencionados, se requiere realizar una inversión que oscila entre los €250 y 1.6401. En función de los informes realizados por los especialistas se detecta que en los últimos diez años -en el plano internacional- se ha observado un crecimiento considerable del mercado de productos orgánicos, debido a los cambios en las preferencias de los consumidores. El sector orgánico se localiza principalmente en los países desarrollados especialmente en la Unión Europea y los Estados Unidos, que son los mercados más importantes; sin embargo, incluso en los países donde el sector orgánico del mercado está creciendo rápidamente, su proporción de las ventas totales de alimentos sigue siendo pequeña con respecto a la alimentos convencionales. ̧ Un elemento a tener en cuenta que según los datos provistos elaborados por el IFOAM y otras instituciones especializadas, nos indicaría que el mercado sudafricano se encuentra en lenta expansión, pero viene registrando crecimiento y por otro lado las cifras macroeconómicas indican que Sudáfrica tenderá a convertirse en uno de los actores predominantes, como país emergente y líder regional. ̧ Respecto a la comercialización internacional de los productos orgánicos, ésta se encuentra fuertemente regulada, existiendo reglamentaciones oficiales en los principales países consumidores. Asimismo, las ONG ́s como IFOAM (Federación de Movimientos de Agricultura Orgánica) han desarrollado una intensa actividad actuando como referentes internacionales en legislación y promoción de sistemas de producción orgánica. ̧Pero en el caso específico de Sudáfrica, hasta el momento no hay normativa específica sobre agricultura ecológica o orgánica. Por esta razón, los agricultores sudafricanos se basan en los Estándares Orgánicos Internacionales y en especial en las exigencias de la Unión Europea. ̧ La demanda sudafricana de alimentos ecológicos viene registrando incrementos, pero no acompaña al ritmo registrado en los principales mercados. En cuanto al comportamiento del consumidor, los factores que inciden en la decisión de la compra de productos orgánicos son la salud, variedad de producto y disponibilidad. El interés por los productos orgánicos ha crecido por la conciencia creciente de la salud, dieta y nutrición. ̧ En cuanto a acceso a mercados, los aranceles de importación para los productos orgánicos se sitúan entre 0% y 40%, y aranceles específicos que podrían resultar aun mayores la protección arancelaria. En el caso de los productos orgánicos, éstos son tratados del mismo modo como los alimentos convencionales. ̧ En una situación de demanda en aumento, puede haber oportunidades de comercialización para los países en desarrollo, a pesar de la preferencia de los consumidores, en algunos casos, por los productos orgánicos de producción local o regional. Además el cumplimiento de los requisitos de certificación y las normas de calidad puede exigir un enorme esfuerzo y mayores costos que podría descolocar al producto exportado en el mercado de destino. ̧ De acuerdo la única fuente disponible estadística -SENASA-, Sudáfrica no se destaca como uno de los principales compradores de los productos orgánicos de origen argentino, en los últimos cinco años en promedio Nueva Zelanda ha adquirido 25 toneladas de las 93.951 toneladas exportadas al mundo por Argentina, volumen que representa menos del 1%. 1. MARCO PAÍS Sudáfrica posee una superficie de 1.219.080 km2. Se extiende al sur del continente africano, limitando al norte de oeste a este con Namibia, Botswana, Zimbabwe, Mozambique y Swazilandia. Asimismo, también dentro del territorio sudafricano se encuentra todo un país: Lesotho. Sudáfrica es uno de los países con más culturas (multicultural) en el mundo. En las áreas urbanas diferentes grupos étnicos conforman la población. Dependiendo de la herencia cultural de los individuos se presentan diferencias importantes en el estilo de comunicación. Además de la población indígena de Sudáfrica, el colonialismo y la inmigración trajo a europeos, indios, indo-malasios, chinos y muchos más. Como tal, es difícil de generalizar sobre los protocolos y la cultura sudafricana. Debido a la diversidad étnica, Sudáfrica tiene 11 idiomas oficiales. Actualmente toda la documentación está impresa en inglés y afrikaans. El inglés se utiliza más frecuentemente para hacer negocios y la mayoría de las compañías en Sudáfrica pueden dar respuesta en cualquiera de estos idiomas. Una mayoría de la población blanca habla ambos idiomas, como también lo hace una proporción importante de la población negra. Existe algo de sensibilidad sobre el lenguaje en Sudáfrica, particularmente entre la población Afrikaner; por consiguiente, muchas empresas imprimen mucha de su literatura, incluso los estados de resultados anuales, en ambos idiomas. 1.1. FACTORES ECONÓMICOS En la región, Sudáfrica es la nación que evidencia el grado de desarrollo más notorio. Su economía representa más del 30% del Producto Bruto Interno (PBI) agregado del continente africano. Sudáfrica posee la economía más grande del continente africano, y uno de los mercados emergentes más sofisticados y promisorios del mundo. Con la combinación de una infraestructura económica global altamente desarrollada y una inmensa economía de mercado emergente, se está creando un fuerte dinamismo en torno de la inversión privada. La nación sudafricana es rica en recursos naturales y posee un avance considerable en los sectores de transporte, comunicaciones y energía. Este país posee niveles de prosperidad muy dispares, que indican claramente la necesidad de poner en práctica medidas sociopolíticas más amplias y contenedoras. Por tener una economía de apertura comercial agresiva dentro de la economía mundial, los objetivos de Sudáfrica se centran en lograr un mayor acceso a los mercados del mundo desarrollado para competir libremente en condiciones de igualdad. Sudáfrica, como otras economías en desarrollo, es altamente susceptible a las tendencias de las economías de sus principales socios comerciales (EEUU, Reino Unido, Europa y el Lejano Oriente). Sudáfrica ha sido reconocida por el éxito de sus políticas macroeconómicas, y es el líder entre los mercados emergentes del mundo, además de ser un productor competitivo no solamente de materias primas para la exportación sino también de productos de valor agregado, tales como vehículos y automotores. La política del gobierno sudafricano está orientada hacia la reestructuración de la economía por medio de la promoción de las exportaciones, la reducción de aranceles de acuerdo a la política de la OMC y al aumento de la competitividad. La distribución sectorial del PBI sudafricano muestra una evidente preeminencia del rubro servicios, con una participación del 67% sobre el total, lo sigue en importancia el sector industrial, que goza de una incidencia del 30%. Por su parte, la actividad agrícola concentra un 3% del PBI total. En cuanto al porcentaje de población ocupado en cada rubro de la economía, la ecuación aproximada es: 45% en servicios, 25% en industria y 30% en agricultura. A continuación se presenta una breve descripción de cada sector y de los principales aspectos de la actividad económica. El sector primario representa una porción pequeña de la economía sudafricana, con una incidencia del 3%. Por supuesto, no se considera dentro de este sector a las actividades mineras, parte fundamental de la estructura económica nacional. Se incluyen en esta categoría las actividades agropecuarias, pesqueras, ganaderas y forestales (el rubro minería se aborda en el tratamiento del sector secundario). La actividad agrícola ha sido para Sudáfrica una de las bases de la economía como fuente divisas y, a pesar de la desaceleración experimentada en los últimos años, sigue teniendo una importancia considerable si se la compara con la incidencia del rubro en momentos previos. Su clima templado ha permitido desarrollar commodities agrícolas como ser maíz, trigo y caña de azúcar, así como también diversas variedades de frutas, forrajes y vegetales. La realidad sudafricana en materia de agricultura es doble. Por un lado, es posible identificar una buena cantidad de pequeños productores, poco eficientes, bajo el sistema conocido como la agricultura de subsistencia, y por el otro, un grupo considerable de agricultores bien desarrollados, con un sistema de producción eficiente y canales de distribución sofisticados. Cabe destacar que el sector agrícola se encuentra bajo una reforma tendiente a restituir a la población de raza negra un porcentaje de las parcelas expropiadas por el apartheid y puestas en manos de granjeros blancos. Asimismo, la actividad ganadera es importante en algunas zonas rurales. Sudáfrica posee una considerable población de ganado bovino, ovino, caprino y porcino, que le permite producir no sólo lácteos y carnes sino también pieles y cueros para la exportación. Así, este país se ha convertido, por ejemplo, en uno de los principales productores mundiales de lana. La actividad forestal, en tanto, ha mostrado un crecimiento significativo en los últimos años. La dinámica del sector se ha debido principalmente a la demanda de las industrias minera, papelera y sobre todo, de la construcción, dada la proximidad de la Copa Mundial de Fútbol. Por último, la actividad pesquera no ha logrado reproducir el dinamismo experimentado en otros sectores, debido principalmente a la sobreexplotación. La pesca en su conjunto ha estado regulada y condicionada por la ley de recursos marítimos de 1998, y los analistas coinciden en que esto no ha permitido un incremento considerable de la producción. Respecto al sector secundario, este sector representa una parte importante de la estructura económica nacional, aportando poco más del 30% del PBI. Los grandes rubros del mismo incluyen la minería, la energía y la industria. La minería fue tradicionalmente la actividad principal del país y el sustento de la estructura productiva nacional. En la actualidad, su peso relativo ha disminuido gracias al proceso de diversificación, aunque sigue siendo el sector más relevante en la economía sudafricana. En este sentido, conviene resaltar que Sudáfrica es el principal productor mundial de oro, platino y cromo, al tiempo que se cuenta entre los principales productores de manganeso y titanio. Por su parte, el subsector de alimentos y bebidas ha cobrado un impulso importante en los últimos años gracias a la disponibilidad en el país de recursos primarios. Sin embargo, Sudáfrica no es autosuficiente por completo, ya que depende en algún grado de la importación de determinados bienes. No obstante, el crecimiento del consumo interno ha permitido un desarrollo competitivo del subsector, convertido hoy en más importante de las industrias manufactureras. Entre otras, se destaca la producción vitivinícola, con exportaciones crecientes y una imagen internacional que gana cada día mayor aceptación entre los denominados "vinos del nuevo mundo". El sector industrial desempeña un papel predominante en la economía de Sudáfrica. Se encuentra considerablemente diversificado, en especial, gracias al proceso de sustitución de importaciones operado en décadas anteriores. Sin duda, se trata de la industria más desarrollada del continente africano. En este rubro se incluyen al menos cuatro industrias o subsectores en los que el país se destaca: automotores, alimentos, químicos y siderurgia-metalurgia. El subsector de los productos químicos está desplegando también un papel relevante, ya que se ha vuelto crecientemente competitivo y ha posicionado a Sudáfrica entre los 25 primeros productores mundiales. Los químicos justifican la cuarta parte de los ingresos totales producidos por la industria, aportando un 5% del PBI. El rubro se encuentra dominado principalmente por empresas nacionales -entre ellas, Sasol-, aunque también participan firmas internacionales reconocidas, como por ejemplo AECI, Dow, Omnia, BASF y Bayer. Por último el sector terciario, correspondiente a los diversos rubros de servicios, es el de mayor peso en la estructura económica sudafricana, con una incidencia del 67% en el PBI. Durante los últimos años, se ha convertido en uno de los sectores más dinámicos de la economía y en uno de los motores del crecimiento. Entre los subsectores de mayor importancia se destacan el financiero y el turístico. Cuadro no1 Datos básicos de la economía de Sudáfrica 1.219.912 km2 Pretoria (Administrativa) Ciudad del Cabo (Legislativa) Bloemfontein (Judicial) 48.782.756 (Julio 2008 est.) Rand (en 2008 aprox. 9,85 Rands = 1 US$) Extremo sur del continente africano Superficie Capital: Población: Moneda: Ubicación geográfica Datos Económicos Evolución del PBI (%) (1) PBI por Habitante P.I.B. absoluto /$ corrientes) Variación del IPC (%) Participación del Sector agrícola en el PBI Participación del Sector agrícola en el empleo Tasa de interés de referencia Desempleo (%) (1) Entre los años 1994 y 2003, el PBI real creció un promedio de aproximadamente 3%, es decir un tercio de la tasa de crecimiento del período 1980-1993. La tasa de crecimiento del período 2004 - 2007 fue de un 4% aproximadamente. Un hecho significativo en tal sentido es que, a diferencia de lo que sucede con economías emergentes como China e India, donde los motores del crecimiento han sido, entre otros, la fuerte inversión y el salto exportador, el factor catalizador del progreso económico sudafricano es el consumo privado. En cuanto a su comercio exterior, desde la finalización del apartheid Sudáfrica se ha incorporado completamente a la economía mundial y es un miembro activo de la Organización Mundial del Comercio. En este marco procura incrementar la competitividad del país en la economía mundial. Con esta finalidad ha profundizado su apertura comercial a través de la liberalización y racionalización del sistema tarifario, y procura la eliminación de las barreras no arancelarias, reduciéndose asimismo la lista de bienes que requieren permiso de importación previa. Como país agro exportador, es miembro del Grupo Cairns, y en este foro comparte, en términos generales, la posición de Argentina en la eliminación de los subsidios a la exportación. Las exportaciones sudafricanas están dominadas por las piedras preciosas (20%), metales y sus manufacturas (15%), minerales (13%) y se comercializan a los países desarrollados. Las exportaciones hacia el resto de África son esencialmente de bienes manufacturados. Por su parte las importaciones de maquinarias y equipos de transporte (35%), productos químicos (11%), combustibles (9%), máquinas y aparatos eléctricos (26%) son los rubros más importantes. La distribución geográfica de la corriente de su comercio internacional pone en evidencia que el continente europeo concentra un 31% de sus exportaciones y un 45% de sus importaciones. Los países de la UE son sus principales socios comerciales, destacándose dentro del bloque Gran Bretaña y Alemania. Luego de varios años de negociaciones Sudáfrica y la Unión Europea han firmado a fines de 1999 un Acuerdo Comercial y de Desarrollo y Cooperación. El acuerdo elimina barreras comerciales sobre el 90% del comercio de ambas vías. 1.2. FACTORES SOCIALES Y DEMOGRÁFICOS La mayoría de la población son negros de origen africano, en un 79,7% xhosa, zulu, y otros 8 grupos étnicos diferentes. El porcentaje, sin embargo, es el más bajo del África subsahariana. El multirracismo y la multiculturalidad existentes le ha valido el nombre del país del arcoiris. El 9,1% de los sudafricanos son de raza blanca, de origen holandés (bóers) o británico. Un 8,8% son mestizados llamados coloured, descendientes de los boers y esclavos de origen malayo o africano. Un tercer grupo es el de los asiáticos (indostaníes en un 91%) que viven -sobre todo- alrededor de Durban, y representa el 2,4% de la población. De los cuatro grupos étnicos, solo la población blanca es la que se está reduciendo debido a la baja tasa de fecundidad y a la emigración de sudafricanos blancos hacia Europa, América del Norte y Oceanía. La principal religión tanto entre los negros como los blancos es el cristianismo, mayoritariamente reformado. Pero también se practican cultos tradicionales africanos, el Islam, el Mormonismo, y el Hinduísmo, encontrándose también la comunidad judía (3% de los blancos). 2. MARCO SECTOR 2.1. DEFINICIÓN DEL SECTOR DE LOS ALIMENTOS ORGÁNICOS EN SUDÁFRICA Los productos etiquetados como "orgánicos" son aquellos de los que se ha certificado que han sido producidos mediante unos métodos de producción orgánica claramente definidos. En otras palabras, el término "orgánico" se refiere al proceso de producción y no al producto en sí. La agricultura orgánica es más conocida como un método de cultivo en el que no se utilizan fertilizantes ni plaguicidas sintéticos. La Comisión del Codex Alimentarius define la agricultura orgánica del siguiente modo: "la agricultura orgánica es un sistema global de gestión de la producción que fomenta y realza la salud de los agroecosistemas, inclusive la diversidad biológica, los ciclos biológicos y la actividad biológica del suelo. Hace hincapié en la utilización de prácticas de gestión, con preferencia a la utilización de insumos no agrícolas, teniendo en cuenta que las condiciones regionales requieren sistemas adaptados localmente. Esto se consigue aplicando, siempre que es posible, métodos agronómicos, biológicos y mecánicos, en contraposición a la utilización de materiales sintéticos, para desempeñar cualquier función específica dentro del sistema2 ." Uno de los elementos fundamentales que distinguen al cultivo orgánico de otros sistemas de cultivo es la existencia de normas y procedimientos de certificación de la producción que, sin embargo, no han sido todavía aceptados universalmente. Al principio, las normas orgánicas fueron elaboradas por asociaciones privadas que concedían a sus miembros el derecho a utilizar las marcas y etiquetas orgánicas de dichas organizaciones para comercializar sus productos. La Federación Internacional de los Movimientos de Agricultura Biológica (IFOAM), organización no gubernamental que promueve la agricultura orgánica a escala internacional, ha elaborado unas directrices que han sido ampliamente adoptadas para la producción y elaboración orgánicas. Estas directrices suelen considerarse unas "normas mínimas" que dejan margen para unos requisitos más detallados en función de la situación regional o local. Dichas directrices apunta a la elaboración de productos orgánicos empleando recursos renovables, elaboración de productos orgánicos totalmente biodegradables, reducir al mínimo todas las formas de contaminación, mantener la diversidad genética del sistema de producción y sus alrededores, mantener y aumentar fertilidad a largo plazo de suelos, producir comida de alta calidad en cantidad suficiente entre los principales. Al difundirse la agricultura orgánica, muchos países desarrollados han establecido sus propias normas al respecto. Por ejemplo, los países de la UE han ratificado una norma orgánica común para la ganadería3 . Asimismo, el Canadá, el Japón y los Estados Unidos han adoptado normas y reglamentos orgánicos. Varios países en desarrollo, entre ellos la Argentina, Brasil, China y Tailandia, han establecido normas y reglamentos nacionales para los productos orgánicos. En algunos casos, como por ejemplo en el de la Argentina, se han elaborado normas y reglamentos que cumplen o superan los exigidos por los principales mercados de importación. La agricultura orgánica es uno de los varios enfoques de la agricultura sostenible. En efecto, muchas de las técnicas utilizadas -por ejemplo, los cultivos intercalados, la integración entre cultivos y ganado- se practican en el marco de diversos sistemas agrícolas. Lo que distingue a la agricultura orgánica es que, reglamentada en virtud de diferentes leyes y programas de certificación, están prohibidos casi todos los insumos sintéticos y es obligatoria la rotación de cultivos para "fortalecer el suelo". Una agricultura orgánica debidamente gestionada reduce o elimina la contaminación del agua y permite conservar el agua y el suelo en las granjas. La agricultura orgánica todavía es apenas una pequeña rama de la actividad económica, pero está adquiriendo creciente importancia en el sector agrícola de algunos países, independientemente de su estadio de desarrollo. Los productos etiquetados como "orgánicos" son aquellos de los que se ha certificado que han sido producidos mediante unos métodos de producción orgánica claramente definidos. En otras palabras, el término "orgánico" se refiere al proceso de producción y no al producto en sí 4. En nuestro país se entiende por ecológico, biológico u orgánico a todo sistema de producción agropecuario, su correspondiente agroindustria, como así también a los sistemas de recolección, captura y caza, sustentables en el tiempo y que mediante el manejo racional de los recursos naturales y evitando el uso de los productos de síntesis química y otros de efecto tóxico real o potencial para la salud humana, brinde productos sanos, mantenga o incremente la fertilidad de los suelos y la diversidad biológica, conserve los recursos hídricos y presente o intensifique los ciclos biológicos del suelo para suministrar los nutrientes destinados a la vida vegetal y animal, proporcionando a los sistemas naturales, cultivos vegetales y al ganado condiciones tales que les permitan expresar las características básicas de su comportamiento innato, cubriendo las necesidades fisiológicas y ecológicas (Ley 25.127, 1999). 2.2. CATEGORÍAS DE ALIMENTOS ORGÁNICOS Los alimentos orgánicos se clasifican en las siguientes categorías: Sistema de producción orgánica de origen vegetal Transición En la transición del sistema tradicional al orgánico se debe cumplir una etapa que se certifica como 􏰁transición􏰂. Durante la misma se aplican las bases de la producción orgánica establecidas por la Resolución SAGPyA N° 432/92 pero los productos obtenidos no serán certificados como orgánicos y no podrán ser identificados como tales. La duración del período de transición puede ser superior o inferior a 2 años de acuerdo al sistema productivo que el establecimiento hubiera implementado con anterioridad. Como ejemplos: si se utilizaron plaguicidas orgánicos -transición de un año-, si se utilizaron clorados -transición de aproximadamente 5 años-. Mantenimiento de buenas características físicas del suelo ̧Fertilización química suplida por fertilización biológica con la incorporación de abonos orgánicos. En caso de ser necesario se podrán utilizar enmiendas y fertilizantes orgánicos o minerales permitidos previo control de origen y composición. ̧ Laboreo mínimo del suelo. ̧ Cultivo de leguminosas, abonos verdes o plantas de raíces profundas. ̧ Establecimiento de programas de rotación plurianuales para el control de malezas y plagas y para el adecuado uso y mantenimiento de la fertilidad potencial. Control de malezas No deben usarse herbicidas de síntesis. Se realiza a través de labores mecánicas o por limpiezas manuales. Manejo de plagas y enfermedades Adopción conjunta de las siguientes medidas: ̧ Aumento y continuidad de la diversidad del ambiente ̧ Selección de especies y variedades adecuadas ̧ Cuidadoso programa de rotación ̧ Medios mecánicos de cultivo. De la misma manera que para el caso de los fertilizantes se podrán usar para plagas y enfermedades los productos permitidos, previo control de su origen y composición. Semillas Deben provenir de sistemas de producción orgánica. Si existe la imposibilidad de obtener semillas de origen orgánico la empresa certificadora puede autorizar el uso de semillas convencionales no tratadas. La implementación de un sistema de producción orgánica varía de acuerdo a la escala del proyecto que se considere. En el caso de cultivos extensivos, para mantener la fertilidad, es necesario incluir rotaciones con ganadería para reponer la fertilidad. Sistema de producción orgánica de origen animal Transición En la conversión de un sistema de producción animal convencional a uno ecológico también se debe cumplir la etapa que se certificará como de 􏰁transición􏰂 en la que se aplican las bases de la producción ecológica establecidas por el SENASA N° 1286/93. Esta etapa tiene una duración mínima de 2 años consecutivos y sólo a partir del tercer año los productos serán considerados como ecológicos. Alimentación de los animales Debe provenir de la propia producción del establecimiento. Sólo puede incorporarse, desde otros establecimientos, hasta un máximo de 20% del total del alimento suministrado y también debe ser de origen orgánico. En caso de ser necesario, por la imposibilidad de acceder a alimentos provenientes de establecimientos ecológicos, las compras de alimento de explotaciones convencionales no podrán superar el 10 o 15% y en caso de catástrofe continuada se autoriza a extender el límite al 25 o 30%. La base de alimentación es forraje seco o fresco. Los concentrados tienen por objeto cubrir déficit específicos en la producción de pasto y su límite máximo es el 30% de la ración total. El engorde de los animales se produce a ritmo normal sin intervención de anabólicos, hormonas ni promotores del crecimiento. La reposición de calcio y fósforo se realiza mediante el suministro de sales minerales en bateas durante todo el año. Condiciones ambientales ̧ Movimiento libre adecuado ̧ Suficiente aire fresco y luz diurna ̧ Protección de la excesiva luz solar, temperaturas extremas y viento ̧ Suficiente área para reposar ̧ Acceso al agua corriente y al alimento Manejo sanitario ̧La terapéutica debe ser natural, evitándose cualquier tipo de tratamiento preventivo rutinario. El control de parásitos se realiza por medio del manejo del pastoreo y el mantenimiento de un alto nivel nutricional. ̧La terapéutica convencional solo será autorizada cuando sea indispensable para contrarrestar un mal en particular para el que no existen alternativas ecológicas disponibles. En estos casos el animal debe ser individualizado y separado ̧Está permitida la aplicación de vacunas contra enfermedades endémicas. Ingreso de animales a un establecimiento ecológico El ingreso de animales provenientes de la ganadería convencional debe cumplir las siguientes condiciones: ̧Las hembras bovinas, porcinas y ovinas se deben incorporar siempre antes de recibir servicio. ̧Los reproductores machos bovinos, ovinos y porcinos pueden incorporarse en cualquier momento y no pueden faenarse hasta completar 12 meses en el establecimiento. ̧ Los ejemplares avícolas deben ingresar con no más de 3 días de nacidos. El ingreso a un establecimiento ecológico de engorde de ganado proveniente de un establecimiento ecológico de cría debe estar documentado mediante el Certificado de Calidad ecológica expedido por una entidad certificadora autorizada. Grado de transformación de los alimentos orgánicos procesados Un sector muy importante del mercado orgánico es el de la transformación y envasado de alimentos y también el de bebidas orgánicas. La gran mayoría de los alimentos se comercializan con muy poca o ninguna transformación. Sólo se realiza la transformación primaria y el envasado de los alimentos, adecuándolos para su venta. La transformación secundaria se realiza en un número reducido de productos y en general por el mismo supermercado o tienda especializada para su venta en el mercado interno. A medida que crece la demanda de productos orgánicos se va ampliando y diversificando los requerimientos de los consumidores abriéndose un abanico de nuevas posibilidades para los países exportadores. El grado de transformación, el packaging y la particularidad del producto dependerá de cada mercado y el estrato social objetivo 5. Según un estudio realizado por el Centro de Comercio Internacional (CCIUNCTAD/OMC) 6, las principales transformaciones que se dan en las materias primas agroalimenticias en la actualidad son las siguientes: Frutas deshidratadas: para panadería, muesli, aperitivos y complemento de yogures. Frutos secos comestibles: para pastas de frutos, salsas, panadería y aperitivos. Frutas y hortalizas frescas: para consumo directo. En diversas presentaciones. Frutas y hortalizas transformadas: en jugo y pulpa, congeladas y enlatadas. Granos, cereales y arroz: harinas para panadería y repostería, muesli, tortas de arroz, copos inflados, bebidas derivadas de cereales. Semillas oleaginosas: para uso industrial (aceites, margarinas, harinas, etc.), para aperitivos. Hierbas y especias: para venta en fresco a consumo y/o industria (deshidratados, comidas preparadas, etc.). Legumbres: envasadas para venta minorista, para pastas de untar, y otros alimentos. La soja (en diversas presentaciones) tiene distintos usos en casi todos los sectores alimentarios como las bebidas, postres, tofu, hamburguesas vegetales. Miel: fraccionada y para industria, diferenciada y/o saborizada. Café, té y yerba mate: fraccionado para su venta minorista, también saborizados o diferenciados. Lácteos: en todas sus variedades para consumo minorista, industrial y sus distintas aplicaciones. En este caso se adopta la siguiente clasificación para los productos bajo estudio : Productos frescos Producción orgánica de origen animal: ̧ Carnes Bovina ̧ Carne Ovina Producción orgánica de origen vegetal: ̧ Azúcar ̧ Frutas ̧ Aromáticas Grado de transformación de los alimentos orgánicos procesados (productos transformados) ̧ Cereales Preparados ̧ Aceite de Oliva ̧ Vino ̧ Jugo y Concentrados de Frutas 2.3. CERTIFICACIÓN DE PRODUCTOS ORGÁNICOS Uno de los elementos esenciales que distinguen a la agricultura orgánica de otras formas de agricultura sostenible es la existencia de normas de producción y sistemas de certificación uniformes. Al principio las normas orgánicas surgieron de asociaciones privadas que habilitaban a sus miembros a utilizar las marcas y las etiquetas orgánicas de sus respectivas asociaciones al comercializar sus productos. La IFOAM7 mencionada ha establecido directrices que han sido ampliamente adoptadas para la producción y elaboración orgánicas. Estas directrices se consideran "normas mínimas" que dejan espacio para requisitos más pormenorizados, en función de las situaciones nacionales. Para que un producto sea certificado como orgánico, debe comprobarse que todos los operadores de la cadena comercial, entre los que figuran agricultores, transformadores, agroindustrias, exportadores, importadores, mayoristas y minoristas, actúan en conformidad con las normas y reglamentos del Programa de Certificación correspondiente. Cada operador de la cadena de producción puede estar certificado por diferentes organismos. Un auténtico producto orgánico debe estar correctamente identificado a través de un certificado de una autoridad competente. El término se refiere a productos agrícolas que han sido cultivados y procesados según normas estándar, verificadas por organizaciones autónomas estatales o privadas acreditadas. Todos los productos orgánicos que se venden deben ser certificados y es importante que el consumidor sepa reconocerlos. Por otra parte la certificación también actúa como una herramienta o sello de calidad, en donde le informa al consumidor que el producto orgánico cumple con los requisitos y las normativas vigentes a nivel nacional/internacional. La certificación, al igual que el reconocimiento y la legitimidad de la empresa certificadora por parte de los organismos oficiales nacionales e internacionales, promocionan los productos del país, al igual que incrementan el valor de los mismos al tratarse de un producto diferenciado. En el caso del sector de agricultura orgánica sudafricana, éste ha recibido el apoyo de las organizaciones externas como ser el IFOAM (International Federation of OrganicAgricultureMovement), FAO, International Trade Centre (ITC), Centre forthePromotion of ImportsfromDevelopingCountries (CBI) y AfricanOrganicFarmingFoundation (AOFF). En Sudáfrica, existen dos organizaciones que promueven la agricultura orgánica, que son la Asociación Agrícola Orgánica de Sudáfrica (OAASA) y la Asociación Agrícola Biodynamic de Sudáfrica (BDAASA)8 . Los objetivos de la Asociación Agrícola Orgánica de Sudáfrica (OAASA) es la de promover las prácticas agrícolas orgánicas, aumentar la conciencia en los métodos de agricultura sostenible y asistir en el reconocimiento de la relación natural entre suelo, planta, animal y humanidad. La agencia AFRISCO o ECOCERT9 -es uno de las principales certificadoras en Sudáfrica- es un organismo que controla, inspecciona y certifica la producción de alimentos, bebidas, cosméticos y tejidos, así como FairTradecertification y GlobalGAP10 en Angola, Botswana, Lesotho, Malawi, Mozambique, Namibia, Sudáfrica, Swazilandia, Zambia y Zimbabwe. Esta certificadora ofrece sus servicios de inspección y certificación. En más de 80 países en todos los continentes. Para mayor información sobre dicha agencia consultar el siguiente link: www.ecocert.com Contactos Biodynamic Agricultural Association of Southern Africa (BDAASA) Coordinator: Piet A. Gernaat P.O. Box 115 Paulshof 2056, South Africa Tel./Fax: +27-11-8037191 Email: pietgernaat@hotmail.com Website: www.bdaasa.org.za Africa's Farms Certified Organic (AFRISCO Organic Agriculture Association of South Africa (OAASA), a.k.a. Organics South Africa (OSA) Coordinator: James Moffett P.O. Box 98347 Sloane Park 2156, South Africa Tel.: +27-11-7062672 Fax: +27-11-7942169 Email: oaasa@ananzi.co.za Website: www.oaasa.co.za 21 21 En Argentina hay una Cámara de Certificadoras agrupa a empresas privadas habilitadas por el SENASA para certificar a las empresas. Las principales empresas certificadoras son: Argencert, Food Safety, Letis, OIA. Su función es la de certificar y garantizar al consumidor de que el producto sea sano y cumpla con todos los requisitos (libre de químicos, uso de fertilizantes orgánicos, producción sustentable, sanidad en la cosecha, transporte y manejo de desechos) y protocolos establecidos para un producto orgánico. A continuación se muestran los logos de las principales certificadoras en Argentina A continuación se describe los referentes del sector orgánico y las principales certficadoras en nuestro país. Movimiento Argentino para la Producción Orgánica MAPO El MAPO, junto con el SENASA, ha desempeñado un papel importante en la formulación y aplicación del Programa Nacional para el Desarrollo de la Agricultura Orgánica en Argentina. Cámara Argentina de Productores Orgánicos Certificados - CAPOC Esta organización coordinadora se creó con objeto de promover la actividad orgánica, defender los intereses de los productores orgánicos, representar a los productores en las ferias y exposiciones, sensibilizar a los consumidores y colaborar con las autoridades gubernamentales en calidad de asociado técnico. Tel/Fax (5411) 4502 - 8778 info@organico.com.ar www.organico.com.ar Ministerio de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación MAGPyA Es la autoridad competente para el sistema de inspección de la producción orgánica en Argentina. Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria, SENASA. Además de aprobar los órganos de inspección privada y supervisar sus actividades, el SENASA se ocupa de la protección de la sanidad vegetal, las enfermedades y plagas exóticas y el control de los alimentos, los medicamentos veterinarios y las sustancias químicas para la agricultura. Coordinador de productos orgánicos Ministerio de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación Av. Paseo Colón 367, 5° Piso, (1063) Buenos Aires, Argentina Tel./Fax: (+) 4345-4110/12; (+) 4331 - 6041/49 DICA@inea.com.ar Certificadoras Argencert S.R.L. Dirección: Bernardo de Irigoyen 760, Piso 10° "B" (1072) Buenos Aires Tel: (54-11) 4334-0313 4342-1479 Fax: (54-11) 4331-7185 argencert@argencert.com.ar argencert@interlink.com.ar www.argencert.com.ar O.I.A.S.A. (Organización Internacional Agropecuaria). Dirección: Av. Santa Fe 830 PB (1641) Acassuso, Buenos Aires Tel/Fax: (54-11) 4793-4340 4798-9084/6514 oia@oia.com.ar www.oia.com.ar M.O.A. (Fundación MokichiOkada) Dirección: Federico Lacroze 2025 (1426) Buenos Aires Tel/Fax: (01) 4771-5441/5512 4778- 1380 moa@accessnet.com.ar AMBIENTAL S.A. Dirección: Av. Córdoba 966 Piso 6 A (1054), Buenos Aires, Argentina. Tel/Fax: (01) 4322- 2520/1312/1108/5513 ambient@pinos.com A.P.P.R.I. (Asociación para el pastoreo racional intensivo) Dirección: Marcelo T. De Alvear 1640 3°B (1060) Buenos Aires. Tel/Fax: 4813-7720 appri2000@hotmail.com FU.CO.FA (Fundación Argentina de lucha contra la Fiebre Aftosa) Dirección: San Martín 1360 (3100) Paraná, Entre Ríos. Tel/Fax: (0343) 4233565 fucofaer@infovia.com.ar Food Safety - Seguridad Alimentaria Dirección: Varela 183 (C1406EKC) Buenos Aires, Argentina. Tel/Fax: 4612-1257/4612-3559 foodsafety@foodsafety.com.ar rorapela@foodsafety.com.ar Agros Argentina S.R.L. Dirección: Av. Córdoba 1352 1° piso (1055) Buenos Aires, Argentina Tel/Fax: 4941-6741/4302-0850 agrosargentina@infovia.com.ar VIHUELA S.R.L. Dirección: Perú 1236 (1141) Buenos Aires Tel/Fax: 4307-7667 4541-5947 vihuela2000@yahoo.com.ar Convenio de Certificación Conjunta Argentina INTA-IRAM Dirección: Cerviño 3101, 1° piso (1425) Capital Federal. Tel/Fax: (01) 4802-9623 4381-9785 4804-3920 fundac@inta.gov.ar Productores y comercializadores Organic Sur Juncal 3066, 4°Piso (1425) Buenos Aires, Argentina Tel: (5411) 4826 - 1315 Fax: (5411) 4821 - 5759 egengels@arnet.com.ar Exportador de productos orgánicos Emprendimientos Ecológicos S.A. Av. Laprida 5052 (B1603ABN) Villa Martelli, Pcia. Buenos Aires, Argentina Tel/Fax: (5411) 4709 - 2268 emprendimientos.ecologicos@provi ntersa.com.ar OrganicLife (Productor de uvas orgánicas, San Juan) Cnel. Apolinario Figueroa 1837/43 (C1416DQC) Buenos Aires, Argentina amarcaccio@organiclife.com.ar www.organiclife.com.ar ARGENTBIO (Productor de uvas y otras frutas orgánicas, San Juan) Gabriel Miralles Brea Pedro Morán 3212 1° 􏰁8􏰂 (1419) Buenos Aires, Argentina Tel/Fax; (5411) 4503 - 9379/4780 - 3792 Adrian@argentbio.com.ar CONEXPORT S.A. (Productor de ajos orgánicos, Mendoza) Av. Libertador 25 este 5400 San Juan, Argentina Tel/Fax: (54 - 264) 427 3062 conexport@interredes.com.ar 2.4. MARCO REGULATORIO La evidente necesidad por normas claras y armonizadas a nivel internacional no sólo es motivo de preocupación para las organizaciones privadas y los gobiernos, sino también para la Organización de Naciones Unidas. La Comisión del Codex Alimentarius, que aprobó la Guía para la Producción, Procesamiento, Etiquetado y Comercialización de los Alimentos Producidos Orgánicamente, en junio de 1999, y la Guía para la Producción Animal, en julio de 2001, está en la actualidad revisando los anexos de las sustancias permitidas en la agricultura orgánica y se espera que durante el año 2008 continúe la discusión sobre algunos aditivos que están cuestionados para el procesamiento de alimentos. La producción y comercialización internacional de los productos orgánicos se encuentra fuertemente regulada, existiendo reglamentaciones oficiales en los principales países consumidores. Asimismo, las ONG ́s como IFOAM (Federación de Movimientos de Agricultura Orgánica) han desarrollado una intensa actividad actuando como referentes internacionales en legislación y promoción de sistemas de producción orgánica. El IFOAM delineó los estándares básicos para la producción y procesamiento orgánico (IBS) que se publicaron por primera vez en 1980 y constituyen el marco de referencia para la certificación mundial. Una de las normas prioritarias se refiere a la necesidad de contar con un sistema de certificaciones e inspecciones regulares para la producción y procesamiento de productos orgánicos con el fin de asegurar la credibilidad de los consumidores11 . Los mayores importadores de productos orgánicos son la Unión Europea, Estados Unidos y Japón, y sus regulaciones afectan de forma importante el comercio mundial y el desarrollo de estándares de otros países. En 2007, la UE realizó una primera completa revisión de su normativa, que se espera que sea publicada a mitad de 2008 y que entró en efecto el 1 de enero de 2009. En la actualidad más de 70 países han desarrollado e implementado regulaciones. Hoy en día más de 470 organizaciones a nivel mundial ofrecen servicios de certificación. La mayoría de ellas se encuentran en Europa (37%), en Asia (31%) y en Norteamérica (18%). Los países con más empresas certificadoras son EE.UU., Japón, Corea del Sur, China y Alemania. Los requerimientos del Codex Alimentarius están en línea, en general, con los de IFOAM y las regulaciones establecidas por la Unión Europea, aunque existen diferencias en algunos aspectos con relación a los estándares a cubrir12 . Sudáfrica El sector orgánico certificado en Sudáfrica está surgiendo y todavía es muy pequeño. Hasta el momento no hay normativa específica sobre agricultura ecológica - orgánica. El gobierno sudafricano está elaborando normas nacionales mínimas para la agricultura orgánica. Estarán basadas en las recomendaciones de IFOAM, en las regulaciones de la Unión Europea y en fragmentos de las pautas del Codex Alimentarius, adecuadas a las condiciones sudafricanas. Cubrirán la producción de cultivos, la cría de animales, el procesamiento de los alimentos y la manipulación y etiquetado y obligarán a cada granja que venda o etiquete productos orgánicos a estar certificada. Entretanto, la Ley de Productos Agrícolas de 1990 (Ley 119 de 1990) incluye disposiciones que rigen la producción orgánica. Por esta razón, los agricultores sudafricanos se atienen a los Estándares Orgánicos Internacionales. Los agricultores orgánicos de Sudáfrica son certificados por entidades reguladores que se adhieren a las exigencias de la Unión Europea. En Sudáfrica el Ministerio de Agricultura, a través del Directorio de Salud y Calidad Vegetal, es la agencia gubernamental responsable de la agricultura orgánica, el gobierno en sí no tiene una política formal que la promocione. Por el momento no hay programas de apoyo económico para la agricultura orgánica ni disposiciones presupuestarias específicas para la investigación, la capacitación o el apoyo a los mercados. La mayor parte del apoyo que recibe la agricultura orgánica en Sudáfrica proviene, por lo tanto, del sector privado, por ejemplo de la Asociación de Agricultura Orgánica de Sudáfrica (OAASA), la Asociación de Productores Orgánicos del Cabo y la Asociación Biodinámica de Sudáfrica. Estas instituciones han organizado cursos de capacitación para los agricultores, han iniciado campañas de concientización mediante la publicación y distribución de material escrito y realizan con regularidad campañas de información en los supermercados. En el año 2002, Sudáfrica puso en vigencia la normativa referida a la seguridad alimentaria13 que se basan los principios de HACCP14 y del Codex Alimentarius. Conforme a esta regulación, las exportaciones dirigidas a Sudáfrica deben encontrarse los mismos estándares de seguridad alimentaria que se aplican a los alimentos de origen sudafricano. Para más información referido al HACCP, Aplicación del Análisis de Riesgo y Sistemas de calidad en la industria alimentaria (Sistema de HACCP) en ver el siguiente link: http//:www.doh.gov.za. Con respeto a los Estándares Agrícolas, el Ministerio de Agricultura es el organismo responsable de establecer patrones con seguridad agrícolas y productos relacionados del modo agrícola (composición, calidad, el embalaje, mercadotecnia, y etiquetado así como físico, fisiológico, químico, y análisis microbiológicos). Estos estándares son publicados en el AgriculturalProductStandardsAmendmentAct of 1998 and theLiquorProductsAct of 1989 como regulaciones para los productos alimenticios con destino mercado local y estándares y exigencias para los productos destinados a la exportación. En Argentina, en 1992, por iniciativa propia y a través del Instituto Argentino para la Sanidad y la Calidad Vegetal (IASCAV) y el Servicio Nacional de Sanidad Animal (SENASA), se establecieron directrices para el Sistema Nacional de Control de Productos Orgánicos. Estas normas nacionales son, en la mayoría de los casos, equivalentes a las normas de la IFOAM y a las de la Unión Europea, y a veces más exigentes. Tales normas nacionales delegan el monitoreo de la producción en certificadoras privadas que siguen el proceso y luego avalan el producto con un sello en el envase que lo acredita como orgánico. El SENASA es la entidad oficial que tiene a su cargo la supervisión del sistema de control de calidad de la producción orgánica. Elabora y actualiza las normas para amparar este tipo de producciones brindando transparencia, asegurando la calidad a los consumidores internos y externos, respondiendo a las exigencias internacionales. El SENASA habilita a las empresas certificadoras aspirantes y supervisa a las entidades inscriptas y habilitadas por medio de visitas periódicas a sus oficinas. A su vez, visita a las unidades productoras/transformadoras verificando los lotes de producción, los antecedentes de los cultivos y de los animales, las técnicas empleadas, los planes de producción, métodos de control de plagas, malezas y enfermedades, etc., como así también las condiciones de transformación y comercialización. 2.4.1. MARCO NORMATIVA NACIONAL En la Argentina, la normativa que rige en la actualidad es la siguiente16: Ley 25.127 (8 de septiembre de 1999): la misma trata temas referidos a sistemas de producción ecológicos, biológicos u orgánicos. En la mencionada ley, se expresa el concepto, ámbito y autoridad de aplicación. Asimismo se hace referencia a los métodos de promoción a implementar y los sistemas de control que se llevarán a cabo sobre los mismos. Decreto 97/2001 (25 de enero de 2001): mediante este decreto se reglamenta la Ley 25.127. Se dicta la Autoridad de aplicación de la ley en cuestión. Se tratan cuestiones relativas a la promoción y el desarrollo de mercados internos y externos de los productos y alimentos ecológicos. Se nombran los representantes de la comisión asesora. Se organiza el sistema de control y certificación de los productos ecológicos, biológicos u orgánicos. Decreto 206/2001 (16 de febrero de 2001): Programa Nacional de Producción Orgánica. Este decreto trata la Creación del Programa Nacional de Producción Orgánica (PRONAO) en jurisdicción de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación. Asimismo contempla la Aprobación del Reglamento del Sistema de Producción, Comercialización (interna o externa), Control y Certificación de Productos Orgánicos, Ecológicos y Biológicos. Por último se modifica el Decreto No 97/2001. Resolución No 362/2003 (2 de mayo de 2003): Ministerio de la Producción, Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos. Esta resolución trata la creación de la Unidad de Proyecto 􏰁Area de Biotecnología􏰂 que se desarrollará en la Subsecretaría de Política Agropecuaria y Alimentos de la SAGPyA del Ministerio de Economía. Resolución N° 138/2003 (13 de agosto de 2003): Ministerio de la Producción, Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos. Se nombra representantes para integrar la Comisión Asesora para la Producción Orgánica. Resolución 503/2005 (1o de julio de 2005): Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos, Calidad Agroalimentaria. Se aprueba el Sistema de Seguridad para la Emisión de Certificados de Calidad Orgánica de las empresas habilitadas en los Registros Nacionales de Empresas Certificadoras de Productos Orgánicos de origen vegetal y animal del SENASA. Mercado17 Ante la falta de información estadística resulta un tanto difícil analizar y evaluar el comportamiento del sector orgánico, Hasta la fecha, la evaluación y las perspectivas para este sector continúan basándose, en la mayoría de los casos, en estimaciones sobre ventas al mercado interno o externo de productos orgánicos y recopilaciones hechas a partir de información proporcionada por instituciones de gobierno, empresas certificadoras, consultoras y puntos de venta como supermercados y tiendas especializadas. En función de los estudios realizados se detecta que los grandes mercados consumidores de productos orgánicos (excepto Japón) son a la vez destacados productores entre ellos se encuentran Alemania, Estados Unidos, Reino Unido y Francia. La demanda del mercado internacional de productos orgánicos, con precios superiores, es vista como una oportunidad para que los agricultores africanos aumenten sus ingresos. Esto ha sido un factor importante del crecimiento en África y en Sudáfrica, aunque también otra motivación es el mantenimiento y el aumento de la fertilidad del suelo en tierras amenazadas por la degradación y la erosión. El mercado sudafricano está dividido en dos segmentos, el primer próspero y en gran parte compuesta por la raza blanca, y el segundo compuesto por una población con ingresos bajos (pobres) y en gran parte por la raza negra18. El consumidor sudafricano con niveles de ingresos medios y superiores está exigiendo alimentos más sano, alimentos de calidad, mientras la mayoría pobre adquiere alimentos a precios económicos. En el caso del primer segmento, el mercado de alimentos ecológicos está creciendo y por ello los supermercados emplean promociones para captar esa demanda creciente. El enfoque con que nuestro país ha abordado la relación bilateral puede ser entendido dentro de lo que se conoce como marcos de cooperación Sur-Sur, promoviendo la complementariedad económica y el mutuo beneficio. Al respecto, las similitudes en tamaño y diversificación de ambas economías ha permitido identificar un considerable número de oportunidades comerciales para la Argentina que involucran desde productos primarios hasta bienes industrializados con contenido tecnológico. Respecto a esto último que ante la falta de disponibilidad de datos estadísticos habrá es necesario realizar una investigación y análisis exhaustivo del mercado sudafricano de orgánicos. A través del análisis de la oferta exportable nacional y la composición de las importaciones sudafricanas, el presente informe ha identificado al menos tres conjuntos de rubros en los que puede existir potencial, ya sea de penetración o de ampliación de la participación. Asimismo, vale resaltar la importancia significativa de conocer en profundidad tanto las características del destino (pautas de consumo, peculiaridades sectoriales, etcétera) como la cultura empresaria, a fin de elaborar una planificación adecuada y una estrategia de inserción eficaz para la penetración de mercado orgánico. 3. OFERTA 3.1. TAMAÑO DEL MERCADO SUDAFRICANO DE PRODUCTOS ORGÁNICOS Sudáfrica es un mercado muy poco conocido aún por la mayoría de la comunidad empresarial y, por lo tanto, suele generar preconceptos e imágenes no siempre acertadas. Por eso, resulta muy importante subrayar que aquel país organizado como un régimen político racista y autoritario, que fue sancionado en los foros internacionales, y que había hecho del oro y los diamantes su sustento económico principal, es una imagen del pasado que corresponde a una época histórica superada. Por el contrario, Sudáfrica hoy se ha convertido en la nación más próspera de su continente y exhibe admirables signos de crecimiento. Se trata de un país en desarrollo, que cuenta con una infraestructura moderna y gran cantidad de atractivos -con frecuencia- ni siquiera imaginados. El mercado interno sudafricano se está desarrollando lentamente. Esto es en parte debido a los bajos niveles de ingresos y a la escasa organización del movimiento orgánico. Sin embargo, se están viendo varios esfuerzos por establecer mercados orgánicos en Sudáfrica y otros países africanos como ser Egipto19, Uganda, Malawi, Kenia. Sudáfrica también tiene un mercado orgánico cada vez mayor, donde los productos son vendidos en varios almacenes especializados y cadenas de supermercados. El mercado interno de Sudáfrica se caracteriza por ser un mercado relativamente pequeño pero maduro. Las grandes empresas multinacionales suelen estar implantadas en él de manera sólida y estable. Estas grandes empresas a veces tienen fabricación propia pero en muchos casos, en razón a lo reducido del mercado, se trata de empresas subsidiarias dedicadas a la distribución de la producción de la empresa matriz. En Sudáfrica, los trabajadores se caracterizan por ser muy poco productivos debido a la escasez de mano de obra calificada (motivada en parte por el sistema racista del régimen anterior) y un nivel relativamente alto de conflictividad sindical. El empresario sudafricano está apostando cada día más por la mecanización de los procesos de producción, por la inversión en bienes de equipo, la reducción de personal y por las importaciones de todo tipo de productos en su forma final. Productos Orgánicos En la mayoría de los países africanos, entre ellos Sudáfrica, no existen regulaciones para la agricultura orgánica y por lo tanto para la certificación se usan estándares internacionales20. El mercado africano para productos orgánicos es aún pequeño y su tasa de crecimiento es sensiblemente inferior a las del resto el mundo y posiblemente se mantengan de esa manera en el futuro cercano. Ante una creciente demanda mundial de productos orgánicos, muchos países en desarrollo se están volcando a esta forma de agricultura. Los productos orgánicos en Sudáfrica en general se venden en los supermercados, en entregas a domicilio, directamente del agricultor, a través de restaurantes especializados y en mercados orgánicos especiales. Algunas escuelas han comenzado a servir comida orgánica. Se estima que las verduras reciben un sobreprecio de alrededor del 15 por ciento, mientras que las frutas y los productos animales reciben en general sobreprecios de aproximadamente un 10%. Existen muchas etiquetas ecológicas en el mercado de Sudáfrica, aparte de las que proporcionan los tres organismos de certificación internacionales; muchos agricultores tienen sus propias marcas comerciales o comercializan los productos con el nombre de sus granjas o empresas, por ejemplo: Wensleydale (frutas y verduras), Sunmark (frutas y verduras), Pecans (nueces), Down toEarthHerbs (hierbas), Spier (frutas y verduras), Nature􏰃sBest (granos, hierbas y verduras), OrganicWorld (granos, frutas secas y semillas) además de muchas otras. El sector orgánico en Sudáfrica provee una gran variedad de productos. Entre ellos se incluyen cereales de varios tipos; verduras, raíces y tubérculos; hierbas y especias; frutas, nueces y té de ruibarbo. También se producen vino y aceite de oliva orgánico y se comenzaron a explotar tambos orgánicos en el noroeste. El comercio más importante de los productos orgánicos es, sin embargo, el de exportación. Se espera que a medida que el mercado orgánico internacional crece y el sector orgánico se organice, con una política apropiada y las regulaciones adecuadas, los productos orgánicos sudafricanos aumenten en el mercado internacional, tanto en cantidad como en variedad. La producción orgánica certificada se realiza para productos destinados a la exportación, principalmente a la Unión Europea, el principal mercado para los países africanos y Sudáfrica. De acuerdo con OAASA, sin embargo, la oferta de productos orgánicos es menor que la demanda. Por lo tanto, se importan muchos productos orgánicos, incluyendo granos, frutas secas, té de hierbas y té de Ceilán, alimentos procesados, salsas y productos de soya de Egipto, Europa, el Reino Unido y los Estados Unidos. También se importan de Nueva Zelanda frutas y verduras. Por otra parte, las exportaciones son básicamente hacia Europa e incluyen verduras y productos vegetales, frutas procesadas, azúcar, vino y té de ruibarbo. También se exportan uvas a los Estados Unidos. Como se comentara, no existen estadísticas que oficialmente permitan identificar ni volúmenes ni precios de estos productos. Cabe destacar que no todos los agricultores orgánicos de Sudáfrica están certificados, aunque sigan los principios de la agricultura ecológica. OAASA estima que hay aproximadamente 100 agricultores que practican el cultivo orgánico pero no están certificados, ocupando unas 1.000 has. Los destinos principales para sus productos son los mercados locales de los pueblos o los mercados de agricultores. 3.2. PRODUCCIÓN LOCAL Las cifras obtenidas por el IFOAM y otros organismos internacionales han sido y son, difíciles de recolectar. Tanto las referidas a productos orgánicos certificados como no certificados. No todos los países cuentan con información oficial, entre ellos se encuentra Sudáfrica, consecuencia de ello no ha sido posible cuantificar la producción del país africano. De acuerdo a datos provistos por FiBL-IFOAM 􏰁TheWorld of OrganicAgricultureStatistics and EmergingTrends 2009􏰂, se estima que en la actualidad existen 32 millones de hectáreas orgánicas en el mundo. Cuadro no 4 África. Países con mayor superficie de producción orgánica País Hectáreas 154.793 88.493 50.000 Túnez Uganda Sudáfrica  A nivel continente, África ha sido el de menor desarrollo relativo en materia de productos orgánicos. Hay en la actualidad más de 900.000 hectáreas bajo certificación orgánica en dicho continente. Esto representa cerca de un 3% de las tierras orgánicas del mundo. Respecto a la cantidad de productores orgánicos, casi la mitad (530.000 productores) se ubican en dicho continente, cifra demuestra ser un número importante, sobre todo si comparamos con continentes con más 􏰁historia􏰂 productiva orgánica como Latinoamérica. Las tierras orgánicas en África son principalmente certificadas como recolección salvaje y ocupan un rol más importante que la orgánica tradicional. En África, los países con más tierra dedicada a producción de orgánicos son: Cuadro no 4 África. Países con mayor superficie de producción orgánica País Hectáreas 154.793 88.493 50.000 Túnez Uganda Sudáfrica  dual: las grandes explotaciones modernas, rama comercial del sector, coexisten con unidades de pequeña escala cuyos propietarios utilizan en gran medida métodos de agricultura tradicional y efectúan cultivos de subsistencia. Existen unos 50.000establecimientos agropecuarios comerciales en gran escala que emplean a alrededor de 1 millón de trabajadores, lo que equivale al 11% del empleo del sector formal. Más de la mitad de las provincias de Sudáfrica, y alrededor del 40% de la población, dependen de la agricultura y las actividades conexas. Alrededor de la cuarta parte de los establecimientos agropecuarios en pequeña escala de Sudáfrica obtienen ingresos de la ganadería. La ganadería del sector de los pequeños establecimientos es técnicamente ineficiente, mientras que en las explotaciones comerciales es "del primer mundo". Sudáfrica también posee abundantes recursos pesqueros, así como bosques naturales y plantaciones que desempeñan una función importante en el desarrollo rural. La silvicultura comercial abarca alrededor de 1,5 ha, alrededor del 1 por ciento de la superficie terrestre, mientras que la pesca proporciona medios de vida a muchas comunidades (incluidas algunas de las más empobrecidas) a lo largo de un litoral de 3.000 km. Uno de los principales problemas del sector agrícola es la desigualdad que persiste en la posesión de la tierra. La distribución de la tierra en Sudáfrica figura entre las más desiguales del mundo, con grandes explotaciones de alta intensidad de capital que dominan gran parte de las zonas rurales. Tras el lento progreso de la redistribución de tierras desde 1994, el programa de reforma agraria ha sido rediseñado recientemente. El programa de Reforma Agraria para el Desarrollo Agrícola es "un programa basado en el mercado para la restitución de predios y la redistribución de la tierra, dirigidas por el Estado", que tiene por objeto ampliar las medidas de apoyo que permitirán a los ciudadanos sudafricanos anteriormente desfavorecidos obtener acceso a la tierra y a servicios agrícolas, específicamente para el desarrollo agropecuario. El objetivo de la restitución de tierras es indemnizar y devolver tierras a las personas que fueron despojadas de ellas. El Gobierno procura asegurar que la restitución de tierras se tramite de manera rápida y eficiente. La redistribución de tierras está basada en el principio de la voluntariedad de la compra y de la venta, con apoyo financiero del Estado, y ha tenido un desarrollo lento. Esto corresponde a la limitada oferta de tierras en el mercado y a que el número de solicitudes de restitución ha sido inferior al que inicialmente se esperaba. En 2001 se modificó la tendencia en favor de la redistribución de tierras mediante un procedimiento acelerado. Esta política ha sido objeto de críticas por no atender el problema de la población rural pobre que carece de tierras. Otro tema polémico es el sistema de tierras comunales en los antiguos "territorios patrios", en que la administración está en manos de autoridades tribales no electivas y autoridades locales electivas. Producción orgánica Como sucede en muchos sectores orgánicos en desarrollo, es necesario superar una serie de desafíos. Tal vez lo más importante, es que Sudáfrica carece de inspectores y auditores entrenados, y esto limita la capacidad de garantizar el cumplimiento de las normas agrícolas orgánicas. La infraestructura es débil, los costos de certificación son restrictivos y el conocimiento general del consumidor acerca de los beneficios de la agricultura orgánica es bajo. Los principales productos orgánicos que se producen en el país africano son: frutas frescas (bananas, cítricos, uvas, tropicales), frutas secas o disecadas (cacao, castañas de cajú, nueces, dátiles, uvas pasas, higos, damascos), frutas procesadas y jugos industriales, vegetales frescos, hortalizas frescas, cereales (arroz), miel, azúcar, café, té, algodón, especias, hierbas medicinales y aromáticas, vino, aceites (coco, esenciales, palma, oliva). La producción orgánica certificada comenzó con té rooibos, mangos, aguacates, hierbas, especias, y verduras21. Esto se ha ido ampliando para incluir una variedad mucho más amplia de productos: los vinos orgánicos, el aceite de oliva, las verduras, el cidro, la fruta subtropical, y algunos productos lácteos. Las diferentes clases de verduras e hierbas culinarias se destacan como los principales productos orgánicos vendidos en Sudáfrica sí mismo (EPOPA 2006). La mayor parte de la producción está destinada a la exportación, siendo su principal destino el mercado de la UE en virtud de acuerdos comerciales preferenciales y de cooperación entre el país africano y el bloque europeo. Los productos orgánicos de este origen que se encuentran hoy en los mercados internacionales son café, algodón, cacao, piñas, plátanos, sésamo, miel, frutas secas, verduras, vainilla, hierbas, paltas, aceite de oliva, azúcar, nueces, té y especias. Existen un buen numero de factores que destacan los especialistas para que el continente africano -Sudáfrica- trate de continuar adoptando esta agricultura por sobre la convencional. El cuidado del medioambiente, la intensidad de la mano de obra, el mayor valor agregado de los productos obtenidos, entre otros, justifican esta línea de políticas a largo plazo. Esta estrategia choca de frente con la baja educación de los habitantes, la deficiencia alimentaria, las dificultades institucionales y políticas de los países, los problemas de infraestructura entre otras. No obstante lo mencionado, el trabajo que vienen realizando organismos internacionales y ONGs en Sudáfrica y otros países africanos aporta ciertas esperanzas para que el crecimiento de la agricultura orgánica adquiera un mayor dinamismo en el futuro. 3.3. DEMANDA Los consumidores que adquieren productos orgánicos presentan características comunes, como las de estar preocupados por la salud22, el medio ambiente, mejor sabor, y estar dispuestos a pagar un precio más alto, o dedicar parte de su tiempo para realizar sus compras en determinados puntos de venta con el fin de adquirir alimentos que satisfagan sus expectativas. A Largo plazo, a medida que los consumidores conozcan mejor qué son los productos orgánicos, puede que adquiera importancia la idea de que se producen prestando la debida atención al medio ambiente y al bienestar de los animales y de conformidad con unas normas nacionales e internacionales convenidas. Los denominados 􏰁alimentos gourmet􏰂 o 􏰁especiales􏰂 constituyen otro sector de la demanda. Sin duda alguna estos son los productos que poseen una mayor independencia respecto a los vaivenes de la oferta mundial o las barreras para y arancelarias que existen o se pueden construir. Al ser productos especiales, cubren demandas específicas de ciertos mercados, niveles sociales, prácticas religiosas, edades, etc. A la vez suelen ser productos con cierto valor agregado, por lo cual ofrecen al país productor la posibilidad de incrementar la actividad productiva del sector específico, con un efecto económico de 􏰁cascada􏰂 y un consiguiente mayor impacto. Es este el sector de la cadena productiva que debe ser atacado con políticas públicas de aliento, competitividad, promoción, etc. Uno de los factores a tener en cuenta respecto a los productos demandados internacionalmente, es la oferta insuficiente de: carnes, lácteos, bebidas alcohólicas y alimentos preparados y para animales. Estos alimentos (todos producidos en la Argentina) poseen una alta demanda y sobre todo una oferta muy limitada. Otros de los factores que influye en al demanda de este tipo de producto, es la ausencia del producto en la propia producción de algunos países por cuestiones climáticas, técnicas, sociales entre otros. Existen razones de peso para augurar un rápido crecimiento del mercado de alimentos y bebidas orgánicas basadas en la creciente preocupación del consumidor por la salud y el medio ambiente. Indiscutiblemente al ser un mercado en cierta forma 􏰁novedoso", tendrá una importancia mayor la habilidad o capacidad de cada empresa, región o país, en desarrollar nuevos productos orgánicos. Lo que no se debe olvidar es que muchas veces la existencia de un producto y su puesta en los mercados, no significa necesariamente que exista una demanda para el. En muchos casos la comercialización del producto debe estar atada al desarrollo del mercado y su consumo. Este es un punto escasamente entendido e intentado por los exportadores argentinos en general. Los denominados 􏰁alimentos gourmet􏰂 o 􏰁especiales􏰂 constituyen otro sector de la demanda. Sin duda alguna estos son los productos que poseen una mayor independencia respecto a los vaivenes de la oferta mundial o las barreras para y arancelarias que existen o se pueden construir. Al ser productos especiales, cubren demandas específicas de ciertos mercados, niveles sociales, prácticas religiosas, edades, etc. A la vez suelen ser productos con cierto valor agregado, por lo cual ofrecen al país productor la posibilidad de incrementar la actividad productiva del sector específico, con un efecto económico de 􏰁cascada􏰂 y un consiguiente mayor impacto. Es este el sector de la cadena productiva que debe ser atacado con políticas públicas de aliento, competitividad, promoción, etc. Uno de los factores a tener en cuenta respecto a los productos demandados internacionalmente, es la oferta insuficiente de: carnes, lácteos, bebidas alcohólicas y alimentos preparados y para animales. Estos alimentos (todos producidos en la Argentina) poseen una alta demanda y sobre todo una oferta muy limitada. Otros de los factores que influye en al demanda de este tipo de producto, es la ausencia del producto en la propia producción de algunos países por cuestiones climáticas, técnicas, sociales entre otros. Existen razones de peso para augurar un rápido crecimiento del mercado de alimentos y bebidas orgánicas basadas en la creciente preocupación del consumidor por la salud y el medio ambiente. Indiscutiblemente al ser un mercado en cierta forma 􏰁novedoso", tendrá una importancia mayor la habilidad o capacidad de cada empresa, región o país, en desarrollar nuevos productos orgánicos. Lo que no se debe olvidar es que muchas veces la existencia de un producto y su puesta en los mercados, no significa necesariamente que exista una demanda para el. En muchos casos la comercialización del producto debe estar atada al desarrollo del mercado y su consumo. Este es un punto escasamente entendido e intentado por los exportadores argentinos en general. Una de las características sobresalientes de este mercado es la heterogeneidad de los consumidores que lo componen, tanto desde el punto de vista étnico, lingüístico y religioso, como en sus niveles de ingreso. La diversidad cultural se expresa también en sus once idiomas oficiales: afrikáans, isndebele, isixhosa, isuzulu, inglés, sependi, sesotho, setswana, siswati, tshivenda y xitsonga. Sin embargo, en el ambiente de los negocios, el idioma inglés es ampliamente aceptado y conocido por sus actores. En Sudáfrica las tiendas minoristas de alimentos atienden a una amplia gama de consumidores. Por un lado, hay supermercados muy similares a los encontrados en los países desarrollados (EEUU, UE). Estas tiendas proporcionan la mayoría de los productos y servicios que ofrecen las tiendas de comestibles de los países desarrollados. por ejemplo comidas procesadas, carnes empacadas, y frutas y vegetales exclusivos. Los sudafricanos también pueden comprar productos orgánicos y vegetales, que son segmentos del mercado de autoservicios que están creciendo rápidamente (encabezados principalmente por los alimentos orgánicos para bebé). Muchos de los supermercados ofrecen comida lista para preparar como ser pollo al horno y verduras pre-cortadas para sopa, verduras salteadas y ensaladas, mientras que otras tiendas venden comidas listas para comer como emparedados, bocadillos y sushi. Por otro lado, los consumidores también son bien atendidos por un sector informal en crecimiento. Los Spazas son tiendas de abarrotes independientes que se encuentran típicamente en los municipios y generalmente se especializan en alimentos básicos como harina de maíz, arroz, aceites comestibles, y carne. A pesar de la variedad de opciones disponibles para los consumidores sudafricanos, la sensibilidad del precio gobierna su conducta. Una fuente de información en el 2002 reportó que 47.8% basó sus decisiones en el precio y el 16.9% compró las marcas propias de la tienda (la marca genérica) porque estos artículos tienen una buena relación de calidad-precio. Sólo el 13.4% mencionó a la calidad como un motivador. Productos que tienen éxito con la marca de la tienda incluyen leche, jarabes, pasta seca, nueces, frutas enlatadas, y jaleas. Aunque muchos sudafricanos escogen los productos según el precio, los consumidores en los municipios demuestran a menudo demandas contradictorias y características. Por ejemplo, los spazas y otras tiendas informales tienden a ofrecer sólo artículos de las principales marcas porque sus clientes demuestran fuerte lealtad a las marcas. Aunado a esta tendencia se tiene que el poder adquisitivo de la población negra está aumentando. Al mismo tiempo, atributos de producto que pueden ayudar un producto a lograr el éxito en los mercados de los municipios son los empaques más económicos y o de una sola porción y productos estables que no requieren refrigeración. Según el estudio realizado por ACNIELSEN, l consumidor sudafricano que al momento de la adquisición de alimentos priorizan la salud, y por ello la información sobre salud es cada vez más importante y necesario. Los agricultores y industriales sudafricanos se hacen cada vez más sensibles a la seguridad alimentaria. Cuando los supermercados sudafricanos y los distribuidores de comida siguen integrándose sus cadenas de suministro de comida, ellos son capaces de proporcionar mejor servicios trazabilidad/accountability para los consumidores. Esto es sobre todo importante a fin de satisfacer demandas de mercado de exportación. 4. ACCESO A MERCADOS Sudáfrica utiliza la clasificación Sistema Armonizada de tarifa (HarmonisedSystemTariffclassification), que es reconocida en la mayor parte de países del mundo. Pero como en la mayoría de los casos, dicho Sistema no identifica ni designa a nivel de posición arancelaria (8 dígitos) a los productos orgánicos; Tampoco existen datos estadísticos de importaciones y exportaciones de productos orgánicos entre Sudáfrica y terceros países. En términos de acceso al mercado, los productos orgánicos no tienen per se un acceso preferencial con respecto a los productos convencionales, y existen aranceles ad-valorem o específicos que inciden sin distinción alguna en la importación de los productos agroalimentarios/orgánicos. 4.1. PRINCIPALES ACUERDOS SUSCRIPTOS POR SUDÁFRICA La Unión Aduanera del Sur de África (SACU) y la Comunidad de Desarrollo del África Austral (SADC) son Acuerdos Regionales de Libre Comercio en los que Sudáfrica participa. El primero lo conforma con Botswana, Lesotho, Namibia y Swazilandia, mientras que el segundo lo integra con Angola, Botswana, República Democrática del Congo, Lesotho, Malawi, Mauricio, Mozambique, Namibia, Swazilandia, Seychelles, Tanzania, Zambia y Zimbabwe. Sin embargo, a pesar de estos acuerdos, los permisos emitidos en un Estado no pueden usarse para la importación hacia otro. Además, algunos productos se manejan por medio de controles y licencias de exportación. Entre éstos se cuentan las mercaderías estratégicas (recursos perecederos), los desechos metálicos y los residuos. Un acuerdo entre Sudáfrica y Malawi, suscripto en 1967, previó en un principio aranceles preferenciales, reembolsos y regulaciones sobre ciertas mercancías comercializadas entre ambos países. Pero, debido a una modificación posterior, actualmente se permite que los artículos de origen malawiano ingresen en territorio sudafricano libres de aranceles y que se apliquen las tasas impositivas correspondientes a la nación más favorecida a los envíos de Sudáfrica destinados a Malawi. Asimismo, en 1964 Sudáfrica celebró un acuerdo con Zimbabwe que incluía temas referidos a preferencias arancelarias, reembolsos y cuotas de importación sobre ciertos productos. Más tarde, luego de ser revisado por las partes, estos países consensuaron en agosto de 1996 un nuevo acuerdo que redujo los niveles tarifarios y las cuotas de importación existentes para los textiles sudafricanos. Además, dejó abierta la posibilidad de extender estas preferencias hacia otros sectores como, por ejemplo, el agrícola. Sudáfrica ha suscripto también un Tratado Bilateral con Mozambique. Se trata de un pacto que contempla amplios rangos preferenciales, al tiempo que regula el trabajo minero, algunas cuestiones ferroviarias y navales, y el comercio. Cabe citar que tan sólo un número limitado de productos mozambiqueños son introducidos con aranceles más bajos en Sudáfrica. En cuanto a la Unión Europea (UE), este bloque firmó en 1999 un Tratado de Libre Comercio con Sudáfrica. El tratado liberará en un período de entre diez y doce años el 86% de las importaciones provenientes de la UE y el 95% las adquisiciones europeas de origen sudafricano. Con respecto a la Argentina, el inicio de las relaciones comerciales data de 1825, año en que se celebró el Tratado de Amistad, Comercio y Navegación entre las Provincias Unidas del Río de la Plata y la República de Sudáfrica. En 1946, ambas naciones firmaron el Refrendo del Acuerdo por Notas Reversales relativo a las cuotas de venta de oleaginosos y al intercambio de carbón mineral sudafricano por maíz argentino. Más tarde, reestablecidas las relaciones diplomáticas con Sudáfrica en 1991, fue signando el pacto más reciente, el Acuerdo para la Cooperación Científica y Tecnológica, que crea una alianza entre ambos gobiernos. Acuerdo MERCOSUR-SACU MERCOSUR suscribió un Acuerdo de Preferencias Fijas con la Unión Aduanera Sudafricana (SACU), integrada por la República de Botswana, el Reino de Lesotho, la República de Namibia, la República de Sudáfrica y el Reino de Swazilandia24. El APF incluyó un reconocimiento a los países de menor desarrollo de ambos bloques, concediéndose preferencias arancelarias exclusivas a ciertos productos solicitados por Paraguay, Uruguay y SACU. El Acuerdo cuenta con entendimientos sobre Medidas Sanitarias y Fitosanitarias (SPS), Régimen de Origen, Salvaguardias, Cooperación aduanera, quedando para ser tratado más adelante el tratamiento a productos fabricados o producidos en Zonas Francas. En la oferta total de SACU al MERCOSUR (1064 líneas), sólo el 19,2% corresponde a productos agroindustriales (205 ítems), quedando excluidos de preferencias 980 ítems de tales bienes. Algunos peces y moluscos, miel, legumbres, te, yerba mate, trigo duro, semilla de soja y aceite de soja, de girasol y de maíz, aceites mezcla, fructosa, legumbres conservadas, residuos de cereales y de oleaginosas, alimentos para animales, productos albuminoides, cueros y lana son los principales productos de Argentina que obtienen mejor acceso al mercado de SACU. La oferta arancelaria de MECOSUR se integra con 203 líneas agroalimentarias, destacándose carnes porcinas, algunos peces, huevos, legumbres, te, frutas tropicales, bebidas alcohólicas, aceites esenciales, cueros y lanas. La oferta arancelaria de MECOSUR se integra con 203 líneas agroalimentarias, destacándose carnes porcinas, algunos peces, huevos, legumbres, te, frutas tropicales, bebidas alcohólicas, aceites esenciales, cueros y lanas. Los derechos resultantes de fórmulas se aplican a las preparaciones de tomates, harina de maíz, cerezas y tabaco. Por otra parte rigen derechos específicos para ciertos productos animales y de la pesca, bebidas, productos de la molinería, azúcar y productos de confitería. Sudáfrica consolidó sus aranceles sobre todos los productos contenidos en el Acuerdo de Agricultura de la OMC, con excepción de ciertas ovo- albúminas. Las importaciones de pescado, crustáceos, moluscos, productos lácteos, avena, maíz, vino, vermouth y bebidas fermentadas están sujetas a controles aplicados mediante permisos. Asimismo rigen controles para la exportación de café y corteza de acacias. El Proceso de Racionalización Arancelaria, destinado a simplificar y racionalizar los aranceles, procura reducir la estructura de costos y limitar las distorsiones de los precios. Sin embargo, al generar una progresividad arancelaria desde los productos primarios hasta los finales -con tipos de 10%, 20% y 30% como máximos generales para las materias primas, los productos semielaborados y los productos finales, el proceso puede incrementar la protección efectiva y acentuar el grado de intensidad de capital en la actividad manufacturera. Las líneas arancelarias se redujeron seis niveles, que oscilan entre el 0% y el 30%. De todos modos, por razones de renta nacional, se aplican tasas superiores sobre algunos productos como, por ejemplo, bebidas alcohólicas, vinos, cerveza, cigarrillos, tabaco y autos nuevos. El promedio del arancel aplicado de Sudáfrica es de 5,8%, para productos agrícolas 9,1% y para no agrícolas 5,3%. En el caso de Sudáfrica, los aranceles de agroalimentarios - productos orgánicos tienen un componente específico (Rand/Kg) de modo que las mercaderías de alto valor tienen un porcentaje menor. Los niveles arancelarios son: ̧ Productos primarios, bienes intermedios y de capital: 0% a 10%. ̧ Maquinaria, aviones, vehículos, software, artículos electrónicos, etcétera: 10% a 15%. ̧ Bienes de consumo: 15% a 30%. ̧ Bienes de lujo (por ejemplo, joyas, antigüedades y similares): 40% o más. Como Estado miembro de la OMC, Sudáfrica adoptó el Sistema Armonizado (HS-HarmonizedSystem) para la clasificación de importaciones. Los aranceles son calculados sobre el valor FOB, con la adición del valor aduanero. Muchas mercancías -en especial, las clasificadas como industriales- ingresan libres de aranceles. En los casos en que éstos se aplican, la tasa oscila entre el 5% y el 25%. Dado que los automóviles, en particular, son objeto de un grado mayor de proteccionismo, sus importaciones están gravadas por aranceles superiores. Por su parte, las mercancías introducidas en territorio sudafricano cuyo valor no excede 400 Rands (moneda nacional) no están gravadas por tasas de importación alguna ni requieren de un permiso de importación para su ingreso. Por último, conviene señalar que Sudáfrica, en concordancia con su proceso de simplificación arancelaria, está consolidando categorías para mercancías con características similares y reduciendo las tasas tributadas para el ingreso de artículos foráneos. Como se mencionara anteriormente respecto al sistema arancelario por el momento no existen posiciones arancelarias específicas para productos orgánicos. Lo que se detalla a continuación son los aranceles que se rigen para sus homónimos convencionales. Por otra parte se perciben otros gravámenes específicos sobre ciertos productos agropecuarios, importados o nacionales, como el sorgo, semillas oleaginosas, semillas de alfalfa, frutas secas, carnes, mohair y leche. Se cobran con el fin de impulsar las investigaciones acerca de los productos respectivos. Estos gravámenes comprenden dos elementos que, en conjunto, oscilan entre 0,02 rand por kg en el caso de la carne y 0,342 rand por kg en el caso del mohair. 4.3. IMPUESTOS Sudáfrica aplica un impuesto sobre el valor agregado (IVA) del 14% a bienes y servicios, ya sean de producción nacional o de importación. Este gravamen se aplica sobre la base FOB más los derechos ad valorem. Los servicios también tributan IVA. El impuesto se calcula sobre el total facturado por la contraprestación brindada o por el precio del mercado (el que sea más elevado). Entre las principales exenciones se hallan las mercancías destinadas para reparar, renovar, tratar o modificar otras mercaderías temporalmente admitidas en Sudáfrica y exentas de aranceles de importación. Impuesto sobre consumos específicos: tanto los artículos de lujo, las bebidas alcohólicas y sin alcohol, el tabaco, las aguas minerales, los vehículos y algunos productos derivados del petróleo están gravados con el llamado 􏰁SpecificExciseDuty􏰂. La versión ad valorem de este impuesto sobre consumos específicos se aplica a máquinas de oficina, cosméticos, motocicletas y home entertainmentproducts. Dependiendo del producto de que se trate, la tarifa oscila entre el 5% y el 10%. Impuesto al lujo: este gravamen impone tasas del 15% sobre mercancías tales como cámaras fotográficas con revelado instantáneo, cosméticos, máquinas para oficina, motocicletas, etcétera. El tributo se calcula sobre la base FOB más el IVA (VAT). Otros impuestos: entre los demás tributos se destacan los aplicados a las empresas y a las rentas personales. En el primer caso, la tasa es del 30% y conlleva un gravamen secundario del 12,5% sobre los dividendos declarados. En el segundo, la alícuota asciende al 41% en su tasa (marginal) más alta. Las exportaciones y la provisión de ciertas mercancías y servicios, como los insumos agrícolas (por ejemplo, piensos, semillas, fertilizantes, plaguicidas y medicamentos veterinarios), ciertos productos alimenticios básicos (por ejemplo, pan, harina de maíz, huevos, leche, frutas y hortalizas) y los servicios de transporte internacional tienen tasas nulos a efectos de reembolso del IVA. No se paga IVA sobre las importaciones temporales ni las importaciones de productos para elaboración destinados a la exportación. Están exentos de IVA los intereses de los préstamos, los intereses de las cajas de jubilación, el alquiler de viviendas, el transporte de pasajeros por carretera o por ferrocarril y los servicios de enseñanza. Los ingresos en concepto de IVA casi se duplicaron, pasando de 35,9 millones de rand en 1996/97 a 70,6 millones de rand estimados para 2002/03. Además de las concesiones en materia de IVA y las otorgadas a todos los países de la SACU, Sudáfrica puede proporcionar descuentos con carácter selectivo a los empresarios industriales que acrediten que el arancel de importación sobre sus materias primas o componentes afecta en grado sustancial a su costo de producción y que necesitan el descuento para competir con los productos importados similares. Sudáfrica tiene también un sistema de devoluciones de derecho de giro, que proporciona reembolsos por los derechos de importación que se han pagado por materiales utilizados en la producción de bienes de exportación. Dispone de servicios de depósitos de aduana seguros en zonas designadas (enumeradas en la lista del Reglamento de aduanas e impuestos especiales) y se pueden utilizar para almacenar mercancías importadas sin tener que pagar derechos durante un máximo de dos años hasta que se necesitan para su utilización o reexportación. Las mercancías retiradas de un depósito de aduana quedan sujetas al pago de derechos sólo si se destinan al consumo interno. 4.4. RESTRICCIONES NO ARANCELARIAS En Sudáfrica, las actividades mercantiles están abiertas tanto a los sudafricanos como a los extranjeros. Todos los importadores y exportadores deben registrarse ante el Delegado del Servicio de Rentas Fiscales de Sudáfrica. Tras el registro, se asigna a todos los solicitantes un número codificado aduanero que debe figurar en todos los documentos comerciales. El proceso de registro dura como promedio un día; los comerciantes pueden utilizar un número codificado general expedido por la aduana a fin de comenzar las actividades de importación o exportación inmediatamente si así lo desean. El despacho de las importaciones suele requerir como máximo 24 horas para los fletes aéreos y dos o tres días para los marítimos, en función del puerto de entrada. Se debe presentar toda la documentación necesaria en las oficinas de aduana del puerto de entrada antes del despacho de las mercancías. El despacho de las expediciones a través de la aduana se puede realizar antes de su llegada a un puerto de Sudáfrica. En el caso de los fletes marítimos, tras el despacho de aduana el importador paga derechos al Servicio de Recaudación del Puerto y recibe el permiso de muellaje. El importador paga luego al operador, recibe una autorización y recoge las mercancías. Las oficinas de aduanas de distrito, más grandes, aceptan documentación electrónica para acelerar el proceso de despacho; sin embargo, debe ir acompañada de una versión en papel, puesto que el documento impreso todavía se considera como declaración jurídica. Licencia de importador Todas las mercaderías listadas en las Reglamentaciones de Control de Importaciones requieren un permiso de importación que sólo se otorga a los importadores registrados. Por lo tanto, el empresario interesado en la operación debe solicitar registrarse como importador. Por otra parte mantiene controles de importación sobre ciertos productos agropecuarios, también algunos manufacturados y como se mencionara anteriormente, de ciertos minerales; está prohibida la importación de desechos y materiales peligrosos y de los productos restringidos por acuerdos internacionales. La importación de mercancías usadas está sujeta a controles o prohibida; y están sujetos a permisos de importación en virtud de reglamentaciones sanitarias y fitosanitarias los animales vivos y productos del reino animal, plantas y productos vegetales, miel, cera de abejas, organismos resultantes de manipulación genética y peces de agua dulce. La Ley de Control de Importación y Exportación de Sudáfrica de 1963 autoriza al Ministro de Comercio e Industria, por el bien nacional, a proceder mediante la prohibición, racionamiento u otro tipo de regulación de las importaciones relacionadas con la salud, el medio ambiente o la seguridad. Cabe aclarar que, bajo esta ley, la exención de control no implica necesariamente que la mercadería esté dispensada de otras exigencias. Por ejemplo, podría tener que someterse a otras inspecciones, relacionadas con la salud pública, la eliminación de la difusión de enfermedades humanas, animales o vegetales, la protección de la moral pública, etcétera. Las mercaderías sujetas a control de importación no deben embarcarse a menos que el importador cuente con un permiso de importación válido. Si llegan al puerto de ingreso y el comprador no tiene el permiso mencionado, de acuerdo con la Ley de Administración de Comercio Internacional, el embarque será considerado importado en contravención. La nómina de productos que requieren permiso de importación, certificados fitosanitarios o certificaciones similares se especifica en el Programa de Control de Importación Anual, el cual es válido para las importaciones desde cualquier país. Las mercancías que requieren permiso de importación para ingresar en territorio sudafricano son: Pescado; Crustáceos y moluscos; Té negro; Especies de flora o fauna en peligro de extinción, ya sean vivas o muertas, incluyendo cualquiera de sus partes, y artículos fabricados de ellos; Plantas y sus productos, tales como semillas, flores, frutas, miel, margarina y aceites vegetales; Animales, pájaros, aves de corral y sus productos, tales como productos lácteos, manteca y huevos; y Medicinas (excluyendo la cantidad suficiente para un mes de dosis para el tratamiento personal del viajero) acompañadas de una receta certificada emitida por un médico habilitado, salvo presentación de un permiso / licencia emitidos por el Director General de Sanidad Nacional y Desarrollo de la Población. Los permisos de importación para ítems sujetos a control deben solicitarse a través del Departamento de Comercio e Industria, Comisión Internacional de Administración de Comercio de Sudáfrica (TradeAdministrationCommission of South África, ITAC). El directorio completo de los contactos y los formularios se encuentran disponibles en su página web (http://www.itac.gov.za/). Régimen de control de divisas Dado que el gobierno sudafricano aspira a la remoción de todos los controles de divisas, ha reducido muchos de estos procedimientos durante los últimos años. Así, desde 1994, se han logrado progresos significativos tales como la eliminación del Rand financiero en marzo de 1995, la liberación del control de monedas en las inversiones privadas de hasta 200.000 Rands, y el permiso de inversiones progresivas off shore autorizado a las compañías locales. El control de divisas es administrado actualmente por el Departamento de Control de Divisas del South African Reserve Bank (SARB) a través de bancos comerciales que tienen autorización para negociar divisas. Cabe destacar que todas las transacciones comerciales internacionales deben ser contabilizadas por esas entidades administradoras de divisas foráneas. Documentos exigidos Para ingresar productos a Sudáfrica, se necesita presentar -como mínimo- la documentación detallada a continuación. ̧ Factura comercial original: Una vez que los bienes están disponibles, el exportador debe extender una factura comercial al importador como prueba de que la transacción se ha formalizado. ̧ Documento de transporte: Según el medio de transporte empleado, se trata del Conocimiento de Embarque (Bill of Lading), la Guía Aérea (Air Waybill) o la Carta de Porte (Inland Bill of Lading o Rail Road Bill of Lading). ̧ Lista de carga: Es la descripción que acompaña a la factura comercial y al documento de transporte. Detalla información referida a cada ítem y a la distribución de los bienes contenidos en un embarque (numeración desde la primera hasta la última caja, paquete o contenedor, volumen, peso, número de piezas, piezas por paquetes). ̧ Certificado de origen: Este documento certifica el origen de las mercaderías exportadas a Sudáfrica. Debe ser emitido por una autoridad competente. La aduana solicitará la presentación del Formulario DA59 de certificado de origen sólo ante la solicitud de trato preferencial a una tasa inferior del arancel general o por reclamos de políticas comerciales (por ejemplo, derechos antidumping, compensatorios, medidas de salvaguardia y cuotas). El organismo argentino competente para la emisión de este documento es la Secretaría de Comercio. Sus datos de contacto son: Ministerio de Producción Secretaría de Industria, Comercio y PyME - Subsecretaría de Política y Gestión Comercial Externa Av. J. A. Roca 651, Piso 6°, Oficina 31 Ciudad Autónoma de Buenos Aires Teléfono: (011) 4349 - 3888/76 ó 4349 - 3815/22 Fax: (011) 4349 - 3830 Página web: http://www.mecon.gov.ar/sicym/default1.html Certificado de seguro Es el documento por el cual un asegurador da fe de la existencia de ciertas coberturas sobre una determinada operación o mercancía. Normalmente el certificado de seguro sólo recoge las condiciones particulares del contrato (entre otras, fecha, tipo de cobertura y riesgos estipulados). Otros documentos solicitados: los embarques de paltas, semillas, frutas frescas y vegetales requieren la presentación de certificados fitosanitarios. Además, los importadores sudafricanos están obligados a tramitar permisos especiales y a respetar los reglamentos previstos para la introducción, entre otros productos, de grasas, panceta, jamón, cueros, miel y productos que la contengan, lanas sucias, minerales, juegos de azar, maderas y armas de fuego. Cupos Las cuotas de importación rigen para los siguientes productos: ̧ Carne y productos primarios no procesados; ̧ Productos derivados del petróleo; ̧ Pesticidas; ̧ Resinas y materiales plásticos selectos; ̧ Items de goma, incluyendo llantas y cintas transportadoras; ̧ Paneles de papel; ̧ Ciertos artículos textiles; ̧ Artículos selectos de maquinarias, incluyendo los transformadores, tornos, palas mecánicas y cierto equipamiento agrícola; ̧ Oro, plata y ciertos metales de aleación. Importación prohibida Se encuentra prohibida u obstaculizada la importación desde Sudáfrica de: ̧ pornografía y material ofensivo; ̧ drogas y narcóticos; ̧ plantas, semillas, bulbos y fibra de algodón; ̧ carne y sus despojos frescos; ̧ miel, cera de abejas, abejas y sus larvas o huevos, materiales apícolas usados; ̧ diamantes en bruto; ̧ hielo seco; ̧ muebles; ̧ pieles; ̧ municiones; ̧ artículos peligrosos; y ̧ oro no forjado. Requerimientos de protección de la salud pública Todas las mercancías destinadas al consumo humano o animal, así como las plantas y animales y sus derivados, están sujetos a la inspección de la Port Health antes de su libramiento para consumo. La importación de alimentos y preparaciones alimenticias está estrictamente controlada. En muchos casos, deben obtenerse permisos especiales ante el Departamento de Salud Sudafricano. Casi todas las drogas deben ajustarse a los estándares de composición, fuerzas, potencia y pureza descriptos en la British Pharmacopoeia y el Código Farmacéutico Británico. Algunos fármacos, vacunas y otras drogas destinadas a tratamientos de enfermedades humanas, cultura física y preparaciones medicamentosas, y los venenos requieren permisos especiales de importación del Departamento de Salud sudafricano. En tanto, los electrodomésticos están sujetos a una configuración obligatoria en concordancia con los estándares técnicos de seguridad. Las mayores exigencias rigen para los productos frescos y farmacéuticos. Todos los bienes especificados en las Regulaciones de Control de Importación requieren un permiso de importación, en consecuencia para acceder al mercado sudafricano, el exportador debe asegurarse que el importador sudafricano haya obtenido el permiso de importación correcto25. Respecto a los certificados fitosanitarios, éstos son requeridos para el embarque de plantas vivas, semillas, frutas frescas y verduras. Para el caso de las importaciones de productos derivados de la carne (meatproduct), es necesario obtener el certificado del StateVeterinaryDepartment. 4.5. NORMAS, CERTIFICACIÓN Y ETIQUETADO 4.5.1. NORMAS Y REGULACIONES PARA ALIMENTOS La normativa para alimentos está a cargo de la Dirección de Sanidad Vegetal y Calidad del Departamento Nacional de Agricultura responsable de las regulaciones de productos agrícolas y de productos relacionados a la agricultura. La Ley de Alimentos, Cosméticos y Desinfectantes de 1972 determina el etiquetado de los alimentos. Las etiquetas deben incluir: a) nombre del producto b) nombre y dirección del fabricante, empacador, vendedor, importador, o el nombre de la persona para quien se pre-empaque el alimento c) bajo el encabezado de "ingredientes" un listado de ingredientes ordenados de manera descendente (en base a su cantidad) d) una etiqueta escrita en por lo menos uno de los idiomas oficiales de Sudáfrica (inglés es uno de los idiomas) e) las instrucciones para las condiciones de almacenamiento especial, cuando aplique) f) el país de origen del producto. Las tres agencias en Sudáfrica cuya tarea es la de desarrollar y aplicar las normas de sanidad alimentaria son: ̧ El Departamento de Salud / Department of Health (DOH, por sus siglas en inglés)-- Directorate of Food Control / Dirección para el Control de los Alimentos Comida (DFC, por sus siglas en inglés); ̧ El Departamento de Agricultura / Department of Agriculture (DOA) - (DOA, por sus siglas en inglés)-Subdirección de Aseguramiento de Calidad para Productos Agrícolas (SAPQA, sus siglas en inglés) y la Dirección de Sanidad Vegetal y Calidad / Directorate of PlantHealth and Quality (PHQ, por sus siglas en inglés). http://www.nda.agric.za/docs/npposa/default.htm; y la ̧ Oficina Sudafricana de Normas / Out Africana Buread of Standards􏰃 (SABS) - (SABS, por sus siglas en inglés) - Dirección de Asuntos Regulatorios y Protección al Consumidor. 4.5.2. NORMAS Y ESTÁNDARES DE CALIDAD Las reglamentaciones de seguridad varían de acuerdo con el sector industrial. El importador es responsable de asegurar que cualquier artículo que pase por la aduana y sea comercializado cumpla con todos los requisitos impuestos por la Oficina de Normas Sudafricana (South African Bureau of Standards, SABS). La SABS se encuentra dividida en departamentos especializados por rubro a certificar. Éstos son electrotécnica, salud y alimentos, servicios, materiales y mecánica, minería y minerales, y transporte. Entre las principales exigencias se destacan las detalladas a continuación. En alimentos, la SABS provee una amplia gama de servicios en alimentos, pesca, pesticidas, bebidas, fármacos e insumos médicos. Verifica todo tipo de alimentos (sus nutrientes y composición), como así también los pesticidas y sus efectos residuales cuando son utilizados en alimentos tales como frutas y verduras. Los estándares aplicados están coordinados con los implementados internacionalmente por la Internacional OrganizationForStandarization, sobre todo la ISO 22000 implementada en los sistemas de seguridad alimenticia. Productos eléctricos: deben cumplir, entre otros, con la observación de estándares internacionales. Entre éstos se destacan, dependiendo del producto, ISO 9001 e ISO 14001, OSAS 18000. Además, se impone la obligación de contar con compatibilidad electromagnética y la no interferencia en este campo, así como el respeto por la seguridad ambiental. Para información adicional, se sugiere dirigirse a los siguientes organismos: Department of Trade and Industry Código Postal: Private Bag X84 0001 Pretoria, Sudáfrica Teléfono.: (+27-12) 394 9500 Fax: (+27-12) 254 9406 Correoelectrónico: contactus@thedti.gov.za Página web: http://www.dti.gov.za/ South African Bureau of Standards Dirección: 1 Dr. Lategan Road Código Postal: Private Bag X 191 0001 Pretoria, Sudáfrica Teléfono: (27 12) 428 7911 Fax: (27 12) 344 1568 Corro electrónico: info@sabs.co.za Página web: http://www.sabs.co.za 4.5.3. ETIQUETADO, ENVASADO, Y ROTULADO Etiquetado de alimentos Según Foodstuffs, Cosmetics and DisinfectantsAct of 1972: el etiquetado y publicidad de productos alimenticios, debe incluir los puntos siguientes aspectos: a. El nombre del producto b. Deben ser legibles c. El nombre y dirección del fabricante, empaquetador, vendedor, importador, o persona en cuyo nombre el comestible es preembalado c. Una lista de ingredientes d. Las etiquetas deben estar escritas en inglés o en afrikáans, aunque algunos ítems pueden requerir el empleo de ambos idiomas. e. Instrucciones para condiciones de almacenaje especiales, cuando es aplicable f. Las fracciones deben figurar obligatoriamente como una razón, por ejemplo, 􏰁medio􏰂 debe indicarse como 􏰁_􏰂; g. Los nombres descriptivos que implican tamaño o cantidad (por ejemplo, 􏰁gigante􏰂, 􏰁jumbo􏰂, 􏰁grande􏰂, 􏰁pequeño􏰂) no pueden utilizarse para indicar el tamaño de artículos empaquetados a menos que éstos estén legalmente reconocidos en Sudáfrica; h. El país de procedencia del producto. Para mayor detalle y especificación según el productos ver en http://www.doh.gov.za/ (Regulaciones en etiquetado y publicidad de productos alimenticios). Envasado e identificación de los productos orgánicos Las diferentes normas de elaboración vigentes definen los tópicos relacionados a la transformación, conservación y envasado de los productos orgánicos. También definen las tolerancias admitidas en el uso de productos no orgánicos. Excedidas las tolerancias, la denominación de orgánicos sólo podrá incorporarse a continuación de cada ingrediente que sí lo sea, en un listado26. Los envases destinados a los productos orgánicos no pueden haber sido utilizados previamente para productos de la agricultura convencional y, en general, deben ser elaborados con materiales biodegradables que en su proceso de fabricación no afecten al medio ambiente. La identificación debe estar en los envases con impresos o rótulos adheridos, en un lugar visible y en un solo frente con la leyenda 􏰁Producto de la Agricultura Orgánica􏰂, cuando corresponda al producto final, acompañado del número de partida identificatoria de origen y procesamiento, junto con la identificación de origen y procesamiento junto con la identificación de la Empresa Certificadora. Cuando se trate de materias primas, se ubicará en la lista de ingredientes, donde figurarán los mismos en orden decreciente de peso. Los cajones y las cajas de embalaje deben estar libres de insectos y moho, así como acompañados por los respectivos certificados de fumigación. De lo contrario, pueden ser confiscados y tratados a fin de ponerlos en condiciones. Los costos de estos procedimientos serán imputados al importador o al exportador según lo indique la autoridad correspondiente. Las mercancías transportadas a través de los trenes sudafricanos son acarreadas bajo el riesgo del propietario a menos que su empaque y protección concuerde con los requisitos específicos para tales efectos. Las autoridades de transporte sudafricanas aceptan mercaderías sólo si el nombre y la dirección del consignatario, el destino y el puerto de ingreso están claramente identificados en el envío. En las cajas, el peso y demás medidas deben expresarse en unidades del sistema métrico. Del mismo modo debe procederse con todos los bienes importados preembarcados destinados para la venta. Las cajas que pesen más de 1,3 toneladas deben advertirlo obligatoriamente en forma legible. La indicación debe figurar en la superficie del bulto, cerca del rótulo del embarque. En los productos vendidos por unidades de capacidad, los contenedores deben indicar su contenido líquido en mililitros o litros. Los tamaños de los embalajes, basados en unidades métricas, son prescriptos para un amplio rango de importaciones, por lo que es recomendable incorporarlos a las descripciones de los embarques. En cuanto a las etiquetas y los envases, los manifiestos de sus cantidades son estrictamente controlados. Por estas razones: Todos los productos liberados para la venta en plaza sudafricana, ya sean elaborados por la industria local o extranjera, deben exponer en sus contenedores, sellos o empaques indicando cuál es su contenido, la forma del producto, las precauciones, el voltaje, sus propiedades, el número de lote, el nombre y dirección del fabricante y cualquier otra condición determinante. Normas de origen Sudáfrica se rige por el Acuerdo de Reglas de Origen del Comité de Normas de Origen de la Organización Mundial del Comercio. Para que el exportador goce de los beneficios arancelarios preestablecidos, debe certificar que su producto se ajusta a la calificación de 􏰁originario􏰂. O sea, que éste ha sido obtenido en su totalidad en el territorio de su país de origen o que cumple con las condiciones (porcentajes) de elaboración en origen. Marcas y patentes La organización nacional para la protección de marcas y patentes es el Departamento de Comercio y Compañías Industriales y la Oficina de Registro de Propiedad Intelectual. Sudáfrica está suscripta al Tratado de París para la protección de la propiedad industrial, y también al Acuerdo establecido con la Organización Mundial de Propiedad Intelectual. Las patentes tienen una validez de 20 años, las marcas por 10 años y los diseños, inicialmente, por 5 períodos anuales renovables. Inspección y certificación La inspección y certificación de las granjas orgánicas de Sudáfrica se realiza a través de organismos de acreditación internacionales (por ejemplo ECOCERT, SoilAssociation y Société Générale de Surveillance (SGS) y nacionales (por ejemplo, Afrisco y Bio - Org de Pretoria). De todos los organismos de certificación internacionales que funcionan en Sudáfrica, sólo SGS tiene una sucursal en Sudáfrica. Sin embargo, todos certifican los productos para exportarlos a los países de la Unión Europea según las disposiciones del Artículo 11 de la Regulación de la UE 2092/91. Los dos organismos de acreditación sudafricanos se manejan con los anteproyectos de las normas que está elaborando el gobierno. Todos los organismos de certificación se deben registrar ante el gobierno. Una vez que los anteproyectos entren en vigencia, los organismos de certificación deberán aplicar las normas mínimas y serán supervisados. El Departamento Nacional de Agricultura acreditará a los organismos de certificación. Por último todos los bienes transportados a Sudáfrica deben estar adecuados con el Sistema Internacional métrico de Límites (s.f.). Los embalajes deberían contener los datos del consignatario, incluso el origen de la salida de puerto, y deberían ser numerados, a menos que el envío sea tal que los contenidos de los paquetes pueden ser fácilmente identificados sin el número. 5. ANÁLISIS DEL COMERCIO Si bien no se dispone de datos oficiales sobre el comercio de productos orgánicos, las evidencias muestran que, con la demanda sobrepasando a la producción, el comercio de los productos orgánicos en los países desarrollados es relativamente significativo. Sudáfrica se caracteriza por ser un exportador neto de productos agrícolas. El sector agroindustrial es diversificado y es autosuficiente en alimentos primarios a excepciones del trigo y arroz. Gran parte del intercambio comercial orgánico se realiza entre los países de la Unión Europea y entre los países del NAFTA.Cada vez más, los países en desarrollo pueden cumplir con los requisitos de las normas correspondientes y proveen productos tropicales y de contraestación. Los mercados exportadores son el principal punto de venta para los productores orgánicos de muchos de los países en desarrollo, dada la pequeñez de los mercados locales. 59 59 Por su parte China tiene el potencial de ser un país exportador clave aun en desarrollo, con una gran superficie agrícola, costos bajos de mano de obra, y el mercado japonés muy cerca. En el futuro, los países que se unan a la Unión Europea tendrán mayores oportunidades para exportar a los miembros actuales. Cada vez más, los países en desarrollo pueden cumplir con los requisitos de las normas correspondientes y proveen productos tropicales y de contraestación. Para exportaciones, Sudáfrica utiliza regulaciones orgánicas basadas en la legislación de UE para productos orgánicos. Se estima que en la actualidad la venta de alimentos y bebidas orgánicas se ubica en el orden de los 53 mil millones de US$. En función de diversos estudios especializados, se espera que el valor total de la producción para el año 2010 alcance los US$ 100 mil millones. La demanda por productos orgánicos se concentra principalmente en Norteamérica y Europa (casi el 98% de las ventas). De acuerdo a los estudios especializados, se puede decir que la agricultura orgánica a nivel mundial ha crecido en los últimos años y se espera que continúe creciendo. Esta afirmación, se basa en estadísticas de aumento de la superficie, número de predios orgánicos y participación en el mercado. Si bien, la agricultura orgánica representa un porcentaje menor al compararla con la agricultura convencional, su crecimiento es innegable y esta tendencia, según diferentes fuentes, no muestra signos de retroceso. Sin embargo, hay que tener en cuenta que existen diferencias significativas entre países y productos, y saber que mientras algunos países pueden mostrar signos importantes de crecimiento otros muestran cifras de estancamiento. 5.1. ESTRUCTURA DE COMERCIALIZACIÓN En el plano internacional, en la última década el mercado de alimentos orgánicos se ha ido incorporando cada vez más a los principales canales de comercialización y distribución. La creación de establecimientos especializados en productos orgánicos y la expansión de las secciones orgánicas en los supermercados han sido beneficiosas para los productos ecológicos, ya que los puntos de venta tradicionales hasta ese entonces para los alimentos orgánicos eran sólo los establecimientos de alimentos dietéticos o especializados. Por otra parte la creciente importancia de los supermercados en la distribución de productos orgánicos ha contribuido al aumento de la demanda interna en los países donde los productos orgánicos siguen siendo una novedad. De este modo, una cadena de supermercados que operase en Europa tendría la experiencia necesaria en el manejo de alimentos orgánicos para promoverlos en otros mercados, como África, Asia o América Latina, donde el mercado orgánico está poco desarrollado. Además, dado que muchos de los grandes supermercados son importadores directos, constituyen un posible punto de contacto para los exportadores. De cara al futuro, la tendencia a la incorporación de los alimentos orgánicos en la corriente principal de las ventas al por menor, especialmente a través de los supermercados, podría ser el factor que más contribuyera al aumento de las dimensiones del mercado, al facilitar el acceso de un público más amplio a los alimentos orgánicos. Un elemento que favorece la difusión de los alimentos orgánicos en el sector minorista en general es que quienes compran alimentos orgánicos tienden a situarse en el tramo de ingresos más altos. En consecuencia, los supermercados tratan de atraer a esos clientes ofreciendo una amplia variedad de alimentos, entre los que se incluyen los productos orgánicos. El aumento de la participación de los supermercados, con sus sistemas centralizados de compra y distribución, puede ejercer una presión para que se reduzca la actual diferencia de precios entre los productos orgánicos y los convencionales. Como prolongación de esta tendencia, algunos supermercados han introducido carne y productos lácteos orgánicos etiquetados con su propia marca, con lo que han conseguido que el precio de esos productos sea inferior al de las marcas que compiten con ellos. En el caso deSudáfrica, presenta a los proveedores internacionales una amplia variedad de métodos para distribuir y vender sus productos, desde la utilización de agentes o distribuidores, la venta a través de mayoristas, la venta directa a minoristas o tiendas departamentales, hasta el establecimiento de sucursales con una fuerza de ventas propia. La población sudafricana se concentra principalmente en las provincias de Gauteng y Western Cape, razón por la cual no resulta extraño que los principales supermercados se localicen en Johannesburgo, Ciudad del Cabo y Durban. Por su parte, los grandes productores que desean hacer llegar su producto a todos los puntos de país, a los pequeños establecimientos o a los supermercados más pequeños suelen recurrir a los distribuidores. Los distribuidores del rubro alimenticio más importantes son M&L Distributors, SuppluChain y HoxiesFoods. Ellos tienen almacenes en las principales ciudades del país desde donde distribuyen hacia todo el territorio. Los principales productores, por lo general, son también importadores. Existen también importadores que no se dedican producción, y otros que compran mercadería a granel para luego etiquetarla con su propia marca. Entre los canales de distribución tradicionales se destacan los mencionados a continuación. Fabricante: los productos son enviados y ofrecidos desde los almacenes del fabricante. Se venden por medio de los equipos de venta o los representantes de la empresa. Muchas de éstas, con distribución directa del fabricante, venden también a través de mayoristas distribuidores. Mayorista/Importador/Distribuidor: este canal consiste en una empresa mayorista de distribución que ha sido contratada para abastecer a los mercados de la empresa matriz y a otros fabricantes. Lo normal es que las diversas líneas de productos de una industria experimenten sinergias entre las operaciones de fabricación y de distribución de la empresa. La demanda de los clientes hace que algunas empresas también distribuyan los productos de otros fabricantes. Corredores, agentes o representantes: se trata de un equipo especializado de ventas contratado por el fabricante. Los vendedores comercializan otras líneas de productos semejantes y se dirigen a un reducido segmento de clientes. Suelen ser utilizados por pequeños productores que buscan una amplia cobertura. Resulta importante enfatizar que Sudáfrica es un país extenso, con nueve provincias. Por esta razón, algunos agentes suelen trabajar a escala provincial, limitados por la infraestructura que poseen. Esto explica por qué en las grandes ciudades es frecuente el uso de agentes diferentes a los utilizados en las provincias. Minoristas: muchos exportadores, sobre todo los de bienes de consumo, venden sus productos directamente a los minoristas. A su vez, éstos asumen funciones de mayoristas, comprando, vendiendo y almacenando los artículos comercializados. Conviene destacar también la función de los outlets minoristas sudafricanos. Se trata de almacenes, despensas, tiendas delicatessen o de un rubro en particular (por ejemplo, bazares o electrónica, boutiques exclusivas, cadenas de comercios) cuyo inventario comercial es abastecido localmente casi en un 90%. El fenómeno más sobresaliente del mercado minorista de Sudáfrica fue la expansión de supermercados e hipermercados, donde grandes cantidades de casi la totalidad de los bienes de consumo se venden sobre una base de autoservicio. 5.1.1. PROCESOS Y CANALES DE DISTRIBUCIÓN EN ESE MERCADO Los canales de distribución de los productos importados así como las estrategias de penetración en el mercado variarán de un sector a otro, dependiendo del producto y de lo que la empresa realmente desee. De forma resumida y sin ánimo de contemplar todos los casos, se puede afirmar que la importación sudafricana se realiza a través de agentes importadores especializados en sectores y productos concretos que adquieren los bienes de los exportadores internacionales. Estos mismos importadores se encargarán directamente de la distribución, no sólo a nivel nacional sino también en los países de la zona. Sudáfrica es puerta de entrada a todos los otros países de la zona. Serán pues estos agentes importadores los que se encarguen del marketing, la distribución, montaje, reparación, servicio postventa, relaciones con los clientes finales y cualquier otra labor que el producto, atendiendo a sus características y las de su sector requiera para su idónea implantación en el mercado. Más abajo, en el apartado de consejos prácticos, se incide en estos puntos. 5.2. PRECIOS Y SU FORMACIÓN Los alimentos ecológicos resultan ser más caros que los convencionales dado los agricultores no usan fertilizantes ni herbicidas, pero si abono orgánico consecuencia de ello los agricultores deben quitar las malas hierbas a mano, y por ende sus cosechas pueden resultar pequeñas debido a las pérdidas causadas por insectos, y microbios. Por otra parte los agricultores orgánicos afrontan mayores riesgos y obtienen volúmenes de producciones inferiores con respecto a los tradicionales o convencionales, ambos factores llevan a subir el precio de los productos ecológicos. La agricultura ecológica también es más cara porque sus costos de iniciación y los procesos de acreditación y además emplea mayor mano de obra no mecánica. Los precios de los productos orgánicos suelen ser hasta el presente superiores entre un 20-40%, en ocasiones un 60%, 70% y hasta mas del 100 % a los precios de los productos similares producidos bajo condiciones convencionales. El productor por lo general recibe de 10-50% más por su producción. Estudios realizados consideran que estas diferencias en los precios se mantendrán (aunque tenderá a disminuir), independientemente del aumento de los volúmenes comercializados, ya que, tanto los productos tradicionales, como los biológicos co-existirán debido a las necesidades y posibilidades de los mercados y a los sistemas de comercialización existentes. Los mejores precios se encuentran en los países del hemisferio Norte (Unión Europea, Estados Unidos y Japón). 5.3. EXPORTACIONES Y IMPORTACIONES DE PRODUCTOS ORGÁNICOS El principal destino de la producción orgánica es el mercado externo, casi el 90% del volumen es exportado a los principales mercados. Siendo la Unión Europea su principal destino de las exportaciones argentinas de productos orgánicos , el segundo mercado en importancia fue Estados Unidos. Entre los años 2004 y 2008, las ventas externas aumentaron de 46,8 a 138,3 mil toneladas (195% de variación). El 98% del volumen de las ventas externas argentinas de productos orgánicos corresponden a productos de origen vegetal, y el 2% restante a productos de origen animal. Respecto a los de origen animal, la miel se constituye en el principal producto de exportación (36%), lo siguen en importancia lana (31%), carne bovina (21%) y ovina (11%). Sudáfrica no se destaca como uno de los principales compradores de los productos orgánicos de origen argentina, en los últimos cinco años en promedio Argentina ha vendido a ese menos del 1% de su volumen total de productos orgánicos al mundo. 6. PRODUCTOS Para obtener información sectorial o mercados, comercialización, distribución de los diversos productos en el mercado sudafricano se requiere realizar una invserión que van desde los us$ 250 a us$ 1.00027. 7. FERIAS Sólo se ha encontrado una feria específica para productos orgánicos que se especifica a continuación: 7.1. PRODUCTOSORGÁNICOS Natural & Organic Products Exhibition (Ayurvedic& Herbal) Lugar: Cape Town International Convention Centre (CTICC), Cape Town, South Africa Fecha: 19 al 21 de febrero de 2010 Perfil de asistentes: Tiendas de Producto Naturales/orgánicas, Supermercados, Comercios, Restaurantes, Clínicas, Tiendas Departamentales, Farmacias, Tiendas de alimentos, Centros de Salud/Belleza, Farmacias, Instituciones de Investigación. Exhibitor's profile: Alimentos naturales Naturales & Bebidas, Alimentos ecológicos & Bebidas, Alimentos Vegetarianos, Productos de Cuidado Personales, Medicina Tradicional / Hierbas / Especias, Ingredientes Naturales & Orgánicos y Productos Ecológicos. 7.2. FERIAS PARA PRODUCTOS ALIMENTICIOS En este punto se detallan las principales ferias que se desarrollarán en el año 2010, si bien son para alimentos en su totalidad no descarta la posibilidad de la participación de productos orgánicos o ecológicos en esos eventos que se detallan a continuación: AgriFood Manufacturers & Producers Expo OrganizadoporExhibition Management Services y Agro-Processing division of South Africa's Lugar: Gallagher Convention Centre Midrand, South Africa Fecha: 25 al 27 de Julio de 2010 Exhibitor's profile:insumos y ingredientes para la Agroindustria Foodbiz Africa OrganizadoporExhibition Management Services Lugar: Gallagher Convention Centre Midrand, South Africa Fecha: 25 al 27 de Julio de 2010 Perfil de asistentes: Operadores comerciales (Retailers, Wholesalers, importadores-exportadores), Hoteles, Proveedores de comida rápida, Consumidores y Restaurantes. Perfil de los asistentes: Industria de servicio de alimentos Foodtech Africa OrganizadoporExhibition Management Services Lugar: Midrand, South Africa Fecha: 25 al 27 de Julio de 2010 Perfil de los asistentes: Tecnología para la industria alimenticia, embalaje, producción-proceso de alimentos. Africas Big Seven Organizadopor Exhibition Management Services Lugar: Midrand, South Africa Fecha: 25 al 27 de Julio de 2010 Perfil de los asistentes: Logística para la venta al por menor de productos agroindustriales Southern African International Trade Exhibition OrganizadoporExhibition Management Services Lugar: Midrand, South Africa Fecha: 25 al 27 de Julio de 2010 Perfil de los asistentes: Exposición sobre la venta al por menor de alimentos (FMCG). InterbakeAfrica Fecha: 25 al 27 de Julio de 2010 Perfil de asistentes: Supermercados, Panaderías, tiendas de productos convenience y comercios especializados. Perfil de los asistentes: Productos de panadería y derivados del trigo DrinkTechAfrica Fecha: 25 al 27 de Julio de 2010 Lugar: Gallagher Convention Centre, Midrand, South Africa Perfil de asistentes: Operadores de la industria de bebidas, Equipamiento y tecnología para la industria de bebidas. 8. FUENTES CONSULTADAS ̧Departament agriculture, Forestry and Fisheries Republic of South Africa, http://www.daff.gov.za/ ̧FOAM &FiBL (2009): The World of Organic Agriculture. Statistics and Emerging Trends 2006. International Federation of Organic Agriculture Movements (IFOAM), Bonn & Research Institute of Organic Agriculture FiBL, Frick, pp. 27􏰄35. ̧IFOAM (2006): Organic and Like-Minded Movements in Africa. International Federation of Organic Agriculture Movements (IFOAM), Bonn, pp.102􏰄108. ̧ FAO, 14.07.2006: Key Statistics of Food and Agriculture External Trade. Food and Agricultural Organization of the United Nations (FAO), Statistics Division. URL: www.fao.org/es/ess/toptrade/trade.asp?dir=exp&country=3&ryear=200 4 and ̧ www.fao.org/es/ess/top/country.html?lang=en ̧ EPOPA (2006): South African Organic Market Study. Export Promotion of Organic Products from Africa (EPOPA). ̧ITC (1999): Organic Food and Beverages: World Supply and Major European Markets. International Trade Centre (ITC), Geneva. ̧ Department of Trade and Industry; Business Guidebook SA; 10th Edition; Pretoria, 2005/2006 ̧Department of Trade and Industry; Investors Handbook SA; Pretoria, 2006 ̧ Unidade Inteligência Comercial; Oportunidades de Negócios em África do Sul; APEX-Brasil, 2006 ̧ Oficina Económica-Comercial de España en Johannesburgo; Guía País: Sudáfrica; ICEX; 2003 ̧Equipo de Análisis Técnico; Ficha País: Sudáfrica; Fundación Exportar; Buenos Aires; 2005 ̧ Datos estadísticos sobre Comercio Exterior: INFO-JUST, TRADSTATWEB y ALADI ̧ CIA World Fact book: http://www.cia.gov/cia/publications/factbook/ ̧ FedEx International Resource Center: http://www.fedex.com/us/international/irc ̧ Subsecretaría de Política y Gestión Comercial: http://www.comercio.gov.ar

Leer nota completa